Lucía Pérez: sexto día con el testimonio de vecinos de Farías

Una pareja que vio la llegada de la camioneta de Offidani y cómo cargaban el cuerpo y otra que le alquiló la casa al joven declararon ante los jueces. Para este miércoles se espera a los últimos testigos.

06/11/2018
Lucía Pérez: sexto día con el testimonio de vecinos de Farías
(Fotos: QUÉ Digital)

Las declaraciones de dos parejas vecinas de Matías Farías -una de las cuales le alquilaba la casa en el Alfar al joven- fueron las centrales durante la sexta jornada del juicio que se lleva a cabo por el crimen de Lucía Pérez, ocurrido en octubre de 2016. Mientras que una de las parejas dijo que el principal acusado “estaba compungido” y “angustiado” tras la muerte de la adolescente, otra consideró “no haberlos visto muy desesperados” al también hacer referencia al segundo acusado, Juan Pablo Offidani. Asimismo, una de las vecinas recordó que tiempo antes había visto a este último afuera de la casa de Farías “pasarle algo” -cocaína- a otros dos jóvenes.

Luego de la declaración clave este lunes de los peritos, fueron once los testigos que pasaron este martes por el Tribunal Oral en lo Criminal Nº1 -compuesto por los jueces Pablo Viñas, Facundo Gómez Urso y Aldo Carnevale- en el marco del proceso que también tiene como tercer acusado a Alejandro Maciel, que sólo estuvo presente en el primer día. Para este miércoles quedó prevista, luego de la reducción de la lista, la declaración de los últimos seis testigos: cuatro de la defensa y dos del particular damnificado. De esta manera, los alegatos podrían iniciarse el viernes y continuar lunes y martes de la semana que viene.

El primero en declarar durante la jornada en un breve testimonio fue uno de los policías que participó de los procedimientos el día del hecho y cuyo testimonio había quedado pendiente tras las primeras audiencias. Se trata de uno de los efectivos que fue con Farías a buscar las pertenencias de Lucía a su casa desde la sala de salud. “Estaba asustado pero no nervioso. No vi nada raro“, dijo.

JUICIO DIA 1 LUCIA PEREZ FARIAS OFFIDANI MACIEL  (13)

TRES HECHOS, TRES ACUSACIONES

A él le siguieron dos testimonios de vecinos de la casa de Farías, en el barrio Alfar, donde se produjo el crimen. Una mujer recordó que el sábado del hecho vio la llegada de la camioneta -de Offidani- con otro hombre, que era Maciel. Y relató que quien conducía el vehículo estuvo unos 15 minutos adentro y salió para pedirle al otro hombre que entrara. Asimismo, recordó que a los 25 o 30 minutos salieron los dos junto a quien vivía en el lugar -Farías-, quien llevaba un cuerpo de Lucía, que la testigo inicialmente pensó que era un joven que se “había pasado de droga”.

También señaló ante las preguntas de las partes que “varias veces” había visto previamente la camioneta en esa casa y recordó que con anterioridad había visto al conductor “pasarle algo” a otros dos jóvenes y que luego vio a ellos dos aspirando cocaína afuera de su casa.

JUICIO DIA 1 LUCIA PEREZ FARIAS OFFIDANI MACIEL  (11)

A su turno, su pareja dijo recordar que cuando lo subieron a la camioneta, el cuerpo de Lucía “se veía muy mal, más que un desmayo” y advirtió “no haberlos visto muy desesperados” en relación a los tres acusados. En ese sentido, completó que al día siguiente vio a Farías jugando en la calle con un perro, por lo que consideró que el día anterior “no debía haber pasado nada” grave.

Tras ello, pasaron tres testigos que no aportaron mayores datos y cuya citación incluso llamó la atención de los jueces: un policía que vivía a algunos metros de la casa de Offidani -quien declaró no haber visto nada raro en la casa y desmintió una declaración suya atribuida por la policía-, un comerciante del barrio Alfar que estuvo menos de un minuto frente a los jueces para decir que no recordaba si el día del crimen Farías había ido a comprar, y la presidenta de la sociedad de fomento de Playa Serena, María Ines Benítez, que fue consultada acerca de las denuncias de los vecinos por venta de droga en la casa de Maciel, algo que ameritó la intervención de la defensora Laura Solari al plantear que no hay acusación respecto a ello.

También declaró la coordinadora de la sala de Salud de Playa Serena, quien fue consultada acerca de ciertas inconsistencias de carácter administrativo en los libros de guardia y en el certificado de defunción de la joven, teniendo en cuenta la falta de médicos ese día, lo que motivó que allí estuviera a cargo el subsecretario de Salud, Pablo de la Colina.

Por otro lado, uno de los testimonios con mayor trascendencia de la jornada fue el que aportó la mujer que le había alquilado a Farías la casa donde se produjo la muerte de la adolescente. Dijo que sólo se lo había alquilado por pedido de Offidani -a quien conocía desde chico- y contó que en la noche del viernes -previa a la del crimen- Farías había estado en su casa, ya que su pareja es tatuador y le había realizado un diseño. En ese marco, la testigo relató que Farías le dijo que había “conocido a dos chicas” y explicó que mientras se realizaba el tatuaje se “mensajeaba” con una de ellas.

Asimismo, también relató lo ocurrido al día siguiente, durante el sábado, cuando la fue a buscar la policía que había ido a la casa con Farías -luego del traslado del cuerpo a la sala de salud- para buscar las pertenencias de Lucía que allí habían quedado. En ese marco, dijo que la casa estaba “desordenada” para un nivel “normal” y que le llamó la atención como propietaria que el baño estuviera “mojado”. Ante una pregunta particular, manifestó que había observado que “había mucha humedad”.

JUICIO DIA 1 LUCIA PEREZ FARIAS OFFIDANI MACIEL  (10)

Además, expuso que cuando se contactó con Farías aquella tarde, el imputado le dijo que “había estado con una chica, que se descompuso y que llamó a Offidani para llevarla a algún lado” y si bien dijo no recordarlo precisamente, no descartó que pueda haberle dicho “que había muerto de sobredosis”.

En su relato también contó que el día siguiente, el domingo, había visto y hablado con Farías y consideró que “estaba compungido porque él no pudo hacer nada para salvarla”. A su declaración, en este sentido, se sumó la de la pareja de la mujer quien también señaló haber observado aquel día posterior a la muerte de Lucía a Farías “angustiado”. Y con respecto a su relación con Offidani recordó que “se movían juntos para todos lados”.

La sexta jornada del juicio se cerró con el testimonio de un psicóloga que repasó -ante las preguntas del abogado de la familia de Lucía, Gustavo Marceillac- definiciones y apreciaciones sobre la “desigualdad” y “vulnerabilidad” que se presenta en cualquier relación y trato entre un adolescente y un adulto y posteriormente declaró el director de la Escuela Media N°3 a la que concurría la adolescente, quien referenció a la joven como una “alumna muy aplicada”, “muy solidaria” y quien nunca había presentado problemas en la institución. Asimismo, dijo no haber tomado nunca conocimiento concreto de la posible venta de drogas afuera de la escuela.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Comentarios