#CasadeMariel

¡Llegamos a Córdoba! más precisamente a San Javier y Yacanto (que no es ni Villa Yacanto ni Yacanto de Calamuchita). Mariel, seguidora de #QuéDiseño, nos envió fotos de su casa y nos mostró todo lo que se puede hacer recolectando materiales, poniendo mucha mano de obra y originalidad a la decoración.

11/01/2017
 

Te contamos un poco sobre este pueblo:

El municipio de San Javier y Yacanto se ubica en el departamento de San Javier, en la provincia de Córdoba. Está constituida por dos poblados contiguos (San Javier y Yacanto) y tiene una población de 1600 habitantes, aproximadamente. Se encuentra en el Valle de Traslasierra, a 180 km al oeste de la Ciudad de Córdoba cruzando el camino de las Altas Cumbres, y a 20 km de la ciudad de Villa Dolores, cabecera departamental. Actualmente, es una zona de veraneo que eligen muchos porteños.

En el pueblo, se puede hacer senderismo, hay un balneario que funciona sólo en verano y se encuentra la quebrada de Ambrosio.

QuéDiseño Mariel 1

Una casa soñada:

La casa de Mariel (33) y Leo (45) es una postal en medio del monte y cuando decimos “monte” es literal. Leo tuvo la posibilidad de invertir en estas tierras, hace 5 años atrás, en donde no llegaba ningún servicio. Por lo tanto, tuvo que desmontar el terreno con herramientas manuales.

Leo es chef y amante de la naturaleza, dejó Capital Federal para viajar por el mundo y descubrir, en uno de sus tantos viajes, a este pequeño pueblo.

Mariel es Técnica en Turismo y oriunda de Lanús, vivió luego en Mar del Plata muchos años, hasta que viajó con una amiga a Córdoba y en una excursión conoció a Leo. Claramente, se enamoraron y ella no dudó en mudarse junto a él. Su trabajo le permitía ejercer desde cualquier lugar, así que ahora con su Empresa de viajes Mar y Pampa organiza viajes a este pintoresco pueblo.

Cuando Mariel llegó a la casa, ésta estaba llena de muebles, así que decidieron sacarlos y rediseñar la decoración. Como no contaban con mucho dinero, empezaron a recolectar materiales, muebles antiguos que estuvieran tirados y a reciclar todo lo que pudieran. Las Chacaritas (lugares en donde venden muebles que no se usan o cosas viejas)  fueron el templo de Leo, ya que mucho de lo que compone a este hogar, fue obtenido allí.

QuéDiseño Mariel 2

La casa cuenta con 3 habitaciones, living, comedor, cocina, lavadero, galería y un tanque australiano, que hicieron ellos y aún está en construcción, para afrontar los 35ºC que padecen en verano. Cada ambiente es único, por sus colores y por su mobiliario.

QuéDiseño Mariel 3

Al ingresar por la vieja puerta decapada (sin cerradura), no nos alcanzan los ojos para observar cada detalle. El solado de la planta baja, está enlucido con estuco y en la entrada principal tiene un sol, a modo de insignia personal, que realizaron con piedras de la zona.

El estuco es una pasta de grano fino compuesta de cal apagada (normalmente, cales aéreas grasas), mármol pulverizado, yeso, pigmentos naturales, etc. que se endurece por reacción química al entrar en contacto el hidróxido de calcio de la cal con el dióxido de carbono.

QuéDiseño Mariel 4

La doble altura permitió generar un entrepiso donde se ubica la habitación principal, esta amplitud vertical permite que la casa sea bañada en su totalidad por la iluminación natural a cualquier hora del día.

QuéDiseño Mariel 5

Delimitada por un mueble de doble acceso, encontramos una cocina cálida y acogedora. Sus pequeñas ventanas permiten trasladarnos más allá del parque y perder la mirada en los cerros.

La cocina se abastece con gas envasado, ya que el servicio de gas natural no llega. Tampoco tienen cloacas, pero sí cuentan con un servicio de agua corriente, aunque no es del todo potable. El agua proviene de las vertientes, por lo que es limpia, pero no se la recomienda para su ingesta.

QuéDiseño Mariel 6

Como si fuese poco, también cuentan con un horno chileno, fundamental cuando hay mucha gente invitada a comer.

Este horno, no es el horno de barro comúnmente conocido, te explicamos la diferencia:

El horno tradicional de barro, es a grandes rasgos, el que se fabrica sobre una base de adobes o ladrillos y con un gran Domo de barro que es sustentado por una frondosa capa de ramas, las cuales se queman una vez que el barro esté seco y queda listo para el funcionamiento. La gracia de este horno tradicional, es que para prenderlo se necesita colocar ramas “de Espino” en su interior y esperar por lo menos una hora a que se hagan brasa. Cuando el horno está blanco por dentro y tibio por fuera, se retiran las cenizas y se colocan los alimentos a cocinar.  

El horno chileno es un tambor de lata recubierto de barro, el cual se prende por debajo del tambor, no en el interior, con cuánta leña requiera la preparación.

QuéDiseño Mariel  7

En la planta baja, se encuentran el comedor, el living y un área de bar. Los verdes elegidos para pintar las paredes, realzan la vista que ofrece la ventana. Los sillones son de los años ´70, pero se encuentran recubiertos por mantas traidas de Brasil, que cumplen la función de funda. La mesa ratona se lleva todas las miradas, ya que cuenta con tres patitas que fueron añadidas a la tapa de un carretel de cable.

QuéDiseño Mariel 8

s habitaciones se encuentran separadas por una puerta, que data del 1700. Detrás de la lámpara de los años `70, que se usaba en un Café Concert del pueblo, se puede observar una pared que los dueños están revistiendo con piedra canto rodado, en la parte inferior, y cuarzo, en la parte superior. La parte de la pared que queda descubierta se pintará con el mismo verde que está en el living, para unificar los ambientes.

¿Por qué usan cuarzo? porque es la piedra típica de la zona y la mayor parte de los pueblos y civilizaciones de la antigüedad reconocieron al cuarzo como un amuleto y creyeron en sus propiedades curativas y potencial energético ¡Perfecto para energizar y armonizar su casa!

QuéDiseño Mariel 9

La habitación principal se lleva todas las miradas, gracias al color vibrante de las paredes, enmarcadas por vigas y piso de madera, que hacen el contraste perfecto con un cuadro pintado por un artista de Buenos Aires llamado Sorro. Este entrepiso, también funciona como lugar de trabajo de Mariel y cuenta con una terraza para desayunar y apreciar la vista desde otro ángulo.

Una casa que no sólo refleja el amor y el trabajo de sus dueños, sino que combina perfecto con la paz y la tranquilidad del pueblo en donde se encuentra.

QuéDiseño Mariel 10

Comentarios