Escuela Nº 512: tras la demorada obra, más problemas con la lluvia

Pese a que en febrero la Provincia le entregó las llaves a las autoridades, tras dos años de trabajos, durante la última tormenta el edificio volvió a lloverse y tuvieron que suspenderse las clases. “La empresa no se hace cargo”, advierten.

13/04/2018
Escuela Nº 512: tras la demorada obra, más problemas con la lluvia
(Foto: archivo / QUÉ Digital)

Luego de la demorada entrega de llaves a las autoridades de la Escuela Especial Nº 512 para al inicio del ciclo lectivo 2018 en el nuevo edificio –tras los numerosos meses de espera por la finalización de los trabajos, y la cursada en el salón de un sindicato- el temporal de lluvia que azotó a Mar del Plata este martes y miércoles volvió a exponer las falencias de las obras ya que las filtraciones provocaron el ingreso de una gran cantidad de agua y entonces, otra vez, se suspendieron las clases. Desde la cooperadora advierten que “la empresa no se hace cargo”.

No es la primera vez que luego de la demorada obra, la Escuela Especial Nº 512 sufre las consecuencias de las lluvias. En dos procesos de mal tiempo anteriores comenzaron a advertirse las filtraciones y llegó a romperse parte del cielorraso de durlock. Y ahora, con las lluvias de martes y miércoles, la situación empeoró considerablemente. 

“La tercera lluvia, dos días de tormenta, transformaron el edificio recién reinaugurado en un río. De principios de marzo a principios de abril, tuvimos escuela. Las clases se suspendieron y las maestras limpiaron mugre y sacaron agua durante dos días. Se perdió material educativo”, detalló Jorge Tesan, padre de la institución e integrante de la cooperadora. Y explicó: “El cielorraso se caía a pedazos y sobre el mismo se podía observar la casi ausencia de una estructura de algo que podamos llamar techo. Hay lugares donde se ven las tejas desde abajo”.

Escuela 512

En este marco, advirtió que mientras la empresa que debe cumplir con la garantía no se hace cargo, “los chicos otra vez están sin escuela”. Y sumó: “Si tenemos suerte y no llueve durante unos días, van a volver las clases. Cuando vuelva a llover, los chicos se volverán a perder su escuela. Días sin sus compañeros, sin sus actividades, sin compartir mesa, sin disfrutar lo que es de ellos”.

Asimismo, en el marco de una extensa carta publicada en las redes sociales, lamentó: “La escuela duró un mes. Ahora tenemos un edificio reformado, repintado, con nuevos lugares que ya no se pueden usar. Un lugar imprevisible que además, es un peligro para los chicos porque los techos se siguen partiendo y cayendo. Y los artefactos de luz están sueltos al no tener dónde fijarse”.

Ante el malestar que genera la situación, Tesan remarcó que “el gobierno de Vidal intervino y, en lugar de mejorarla, las cosas están peor”, por lo que pidió respuestas.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Comentarios