Fantasmas con trabajo; los vivos, desempleados

Cuatro hombres que dejaron sus currículum en las empresas de colectivos con la esperanza de ser choferes, hoy se sienten estafados; no consiguieron los empleos y perdieron los beneficios sociales. Las historias.

12/04/2016
Fantasmas con trabajo; los vivos, desempleados
(Foto QUÉ Digital)

En el marco de las denuncias por los “empleados fantasmas en las empresas de colectivo 25 de Mayo, Peralta Ramos y 12 de Octubre, algunas de las víctimas directas, hombres que habían dejado su currículum con la esperanza de ser choferes, hablaron con QUÉ  y contaron su situación y las dificultades que atraviesan al estar sin trabajo formal y sin poder cobrar beneficios sociales, como la Asignación Universal por Hijo, por figurar registrados en blanco en un empleo que no poseen.

El relato se repite. Hombres mayores de 30 años dejaron el currículum en una empresa de colectivo con la aspiración de ser chofer. En todos los casos les recibieron los datos, a pesar de que luego les informaron que “las empresas no contratan a mayores de 30 años“. En algunas situaciones, además, cuentan que tuvieron que trabajar dos meses a prueba sin percibir salario alguno.

Las víctimas se dieron cuenta casi de la misma manera: en marzo no pudieron recibir la Asignación Universal por Hijo que les corresponde, porque, a pesar de no contar con un trabajo formal, aparecen como trabajadores en blanco de alguna de las empresas de colectivo de la ciudad.

Me enteré cuando mi señora fue a cobrar la Asignación Universal y no pudo porque supuestamente yo trabajaba en una empresa de transporte. Fuimos a Anses y ahí me enteré que estaba trabajando en una empresa de transporte, porque ni siquiera tengo trabajo. Ahora tengo que esperar para ver qué pasa. Llevé un currículum hace 7 años, cuando tenía 30 , y me habían dicho que era viejo dijeron que era viejo”, relató Oscar sobre su situación.

En el caso de Mario, el hecho salió a la luz cuando su esposa, embarazada de 7 meses, fue a iniciar el trámite en Anses. Allí le dijeron que no podría recibir ningún beneficio social ya que su marido figuraba en la empresa Peralta Ramos desde enero de 2016 con un sueldo de $18 mil. “Di la prueba el año pasado, hice la revisación médica, pero no quedé. Ahora me perjudicó, no tengo trabajo y perdí la asignación. Tal vez al bebé que nace habrá que ponerlo con el apellido de la madre, porque si figuro en ese trabajo no se podrá cobrar la Asignación“, contó.

Julio, de 32 años, dejó el currículum en diciembre en una empresa de transporte y nunca lo llamaron. Sin embargo, sus datos fueron utilizados y lo dieron de alta como chofer. “Mi mujer fue a cobrar en marzo la Asignación y no pudo porque figuro como trabajador, no sé que va a pasar y necesitamos la plata“.

Yo fui a la empresa y pedí explicaciones, pero nadie da la cara, me agarró un seguridad y me mandó a casa. Ya que estaba registrado ahí, fui y pedí trabajo. No pido que me paguen lo que figura sin hacer nada, quiero trabajo. Pero bueno, son más grandes que nosotros y más poderosos“, dijo Walter, que tiene problemas con su expareja, quien al no poder cobrar la Asignación Universal de la hija que tienen en común le cuestionó si realmente tenía un trabajo en blanco por un sueldo cercano a los $20 mil.

Los casos de Julio, Mario, Oscar y Walter son un reflejo de lo que les pasa a los 15 hombres que iniciaron la denuncia y muestran la posibilidad de la situación de otro centenar de casos que están en investigación. Mientras todavía se debate si las empresas de colectivo utilizaron o no estos “empleados fantasmas” para aumentar los costos y justificar aumentos de colectivo, hay personas que porque a algún empresario se le ocurrió utilizar sus nombres y sus datos no pueden acceder a beneficios sociales, no pueden acceder a eso poco que se les da a quienes tienen muy poco.

Ver más: , , , , , , , , , , , ,

Comentarios