A la playa contra el recorte: “Ciencia, trabajo, ajuste al carajo”

Mientras miles disfrutaban el día, con batas y pancartas, investigadores, docentes y graduados del Conicet visibilizaron el conflicto. Unos 500 becarios “quedaron en stand by”. Denuncian que “el Estado mantiene una situación precaria”.

14/01/2017
A la playa contra el recorte: “Ciencia, trabajo, ajuste al carajo”
(Fotos: QUÉ Digital)
Gonzalo Gobbi

Autor: Gonzalo Gobbi

redaccion@quedigital.com.ar @gonzalogobbi

Sábado. La temperatura supera los 29 grados. Enero. Pleno verano. Mientras miles de marplatenses y turistas disfrutan de la playa, los científicos e investigadores autoconvocados del Conicet buscan mantener visible el conflicto “porque no está terminado”. Con batas blancas y pancartas, casi un centenar de trabajadores afectados por el recorte aplicado por el Gobierno nacional marchó por la orilla al grito de “ciencia, trabajo, ajuste al carajo”.

El contraste llama la atención. La protesta a las cuatro de la tarde bajo un calor agobiante desconcierta a quienes descansan en sus reposeras o se mojan los pies en el agua. La gente saca fotos, pregunta quiénes son, qué quieren, qué reclaman. “Sin ciencia no hay progreso”, resume uno de los carteles que alza una joven científica marplatense. “En el Conicet la estamos pasando mal señor”, le responde respetuosamente a un turista que se queja por el bullicio en las playas del centro.

A fines de 2016 el Gobierno nacional recortó en un 60% la cantidad de investigadores que iban a ingresar al Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet) en 2017. Casi 500 becarios “quedaron en stand by tras un precario acuerdo alcanzado a partir de la organización de los investigadores, estudiantes, docentes y graduados. Hubo avances, pero “el problema de fondo no se resolvió”.

Federico Giorgini, es un joven filósofo de la ciudad que desarrolla un estudio sobre el pensamiento político de Friedrich Nietzsche, uno de los pensadores contemporáneos más influyentes del siglo XIX.

Durante el desarrollo de la protesta de este sábado por las playas del centro -desde el Torreón del Monje hasta Punta Iglesia-, analizó en diálogo con QUÉ la necesidad que encontraron de “mantener el conflicto visible aunque sea enero, porque no está terminado”.

Entre banderas que exigen “pase a planta de los 500 trabajadores” y señalan que “sin ciencia no hay progreso” Giorgini contó que la movilización se organizó en el marco de la difusión y visualización del conflicto que comenzó a partir del recorte del Gobierno nacional, pero que en realidad se profundizó con estas medidas, ya que “los becarios venimos precarizados hace años, no estamos considerados como trabajadores por parte del Estado”.

Semanas atrás los trabajadores del Conicet en Mar del Plata tomaron la sede local del Centro Científico Tecnológico (CCT) del Conicet, en Moreno y España, para exigir -entre muchos otros puntos- la ampliación presupuestaria y la incorporación de todos los postulantes recomendados en la convocatoria para la Carrera de Investigador Científico (CIC)

“Consideramos que las medidas que tomó el Gobierno y el acuerdo firmado fueron un paliativo porque no hay una solución estructural, de fondo”, indicó el investigador de Filosofía -quien reconoció, en su caso, que llevar adelante su estudio fuera del ámbito público “es casi imposible”- y precisó que a los 500 becarios en riesgo “se les estiró la beca por un año” y “quedaron en stand by“.

PROTESTA PLAYA CONICET AJUSTE CIENCIA 01
PROTESTA PLAYA CONICET AJUSTE CIENCIA 03
PROTESTA PLAYA CONICET AJUSTE CIENCIA 04
PROTESTA PLAYA CONICET AJUSTE CIENCIA 02
PROTESTA PLAYA CONICET AJUSTE CIENCIA 05

Nosotros como becarios venimos precarizados hace años, no estamos considerados como trabajadores por parte del Estado. El Estado mantiene una situación precaria, lo que permite que el recorte se realice con mayor facilidad. Si no hay voluntad política, como en el caso actual, se viene este recorte y la única posibilidad que tenemos es responder con organización”, analizó Federico.

Tras la movilización por las playas del centro de Mar del Plata para exponer la continuidad del conflicto, está previsto que en febrero se realicen mesas de trabajo. Recientemente se llevó adelante en Córdoba la primera asamblea nacional y la macha de este sábado fue también para preparar el terreno de cara a la próxima asamblea nacional, que será el 4 de febrero en Capital Federal con delegados de todos el país.

En la ciudad, los investigadores y docentes se organizaron en diferentes comisiones y trabajan en forma coordinada con el resto del país. “El conflicto sigue. Además de las 500 personas siguen en stand by, la camada que se presente a la próxima convocatoria se va acumulando y se agrava la situación”, añadió Giorgini.

Por último, lamentó que si no se frenan a tiempo estas políticas en contra de la ciencia, la tecnología y la educación, la historia de los ’90 podría repetirse: “Eso es concreto, mucha gente no va a encontrar territorio donde desarrollar sus investigaciones en Argentina y se va a tener que ir. Es lo que nadie quiere, porque ya lo sufrimos y no queremos volver atrás. Lo decimos sinceramente y con conocimiento: sin ciencia no hay progreso”.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Comentarios