El menú en la EES 47: milanesas “incomibles” y arroz “sabor metal”

La empresa proveedora les envió “carne procesada” de pésima calidad y dos kilos de pan para 120 alumnos. “Lo que llegó es verdaderamente un asco”, dijo la directora de esta escuela secundaria.

06/08/2018
El menú en la EES 47: milanesas “incomibles” y arroz “sabor metal”
(Escuela Secundaria N°47)

La Escuela Secundaria N°47 es una de las tantas instituciones educativas de Mar del Plata que desde la vuelta a clases tras las vacaciones de invierno padece el desabastecimiento y la mala calidad de alimentos que llegan a través de la nueva empresa proveedora elegida por el Consejo Escolar, cuyo interventor renunció en las últimas horas.

Ante las pésimas condiciones en las que llegaron los alimentos la semana pasada, las autoridades de esta escuela ubicada en 47 entre Mario Bravo y Benito Lynch se negaron a recibirlos. Pero esta semana tuvieron que aceptar la comida para darle de comer a sus más de 120 alumnos.

“Lo que llegó hoy es verdaderamente un asco”, resumió la directora de la Secundaria N°47, Rosana Moreno, quien contó que este lunes se vieron a obligados a preparar “lo que había”: unas milanesas de tamaño diminuto hechas con “carne procesada”.

“La carne era incomible, parecía un paté; ni sabías lo que estabas comiendo y eso le tuvimos que dar a los chicos”, lamentó la directora de esta escuela a la que diariamente van a estudiar unos 120 alumnos.

Las milanesas no venían solas, sino acompañadas por raciones de arroz saborizadas con caldos de verdura de “una marca impronunciable que no está en ningún lado” y que derivó en que la “guarnición” tuviera “un gusto a metal horrible”.

Para corroborar el asco que exponían los alumnos al sentarse a comer, docentes y directivos se animaron a probar y corroboraron la pésima calidad de los alimentos.

Lo que nos trajeron es incomible y además no alcanza. Trajeron dos kilos de pan para 120 chicos, es una vergüenza”, contó la directora y señaló el desabastecimiento de insumos básicos como leche o azúcar. “Te mandan el polvo del flan pero no tenés con qué hacerlo y terminamos yendo a comprar nosotras”, expuso.

A modo de comparación, Moreno contó que hasta antes de las vacaciones de invierno, cuando el cambio de empresas proveedoras que desató el escándalo no se había producido aún, “el trato y los alimentos eran siempre excelentes”.

“Nunca tuvimos ningún problema, nos traían de todo y los chicos estaban comiendo bien; hoy es lamentable y nos queda el sabor a metal de lo que tuvimos que comer”, siguió y contó que “hasta hace poco, con $18.85, aunque no parecía mucho, estábamos bien y se podía cocinar un poco de todo; hoy la situación es muy diferente y no sabemos hasta cuándo va a seguir así”.

Al igual que en la Escuela Secundaria N°19, donde este lunes los chicos desayunaron y merendaron media vainilla, un cuarto de alfajor y un gajo de naranja en el marco del mismo problema, en la Secundaria N°47 también es la empresa Blue Catering la responsable; dicha firma días atrás emitió un comunicado informando que venía “cumpliendo al 100%” con el contrato rubricado con el Consejo Escolar.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Comentarios