Secundaria N°58: “Es incómodo, pero tendrán una escuela nueva”

La presidenta del Consejo Escolar, Sofía Badié, aseguró que, pese a las demoras, el proceso de licitación de las obras está avanzado. “Es un tema que a mí me desvela, me preocupa y estamos haciendo el seguimiento”.

04/10/2017
Secundaria N°58: “Es incómodo, pero tendrán una escuela nueva”
(Foto: archivo/QUÉ Digital)

La presidenta del Consejo Escolar, Sofía Badié, aseguró que está al tanto de la situación que viven los alumnos de la Escuela Secundaria N°58, en cuanto a la edificación y los problemas para llevar adelante las clases. Reconoció que la licitación pública de las obras se lanzará la próxima semana, pero que aún no hay fecha estimada para el comienzo de las obras. “Hay cosas que no dependen de uno mismo”, dijo.

Después de las denuncias de la comunidad educativa por las dificultades que padecen desde hace tres años y que se agudizaron en los últimos meses con la clausura de la edificación, desde el Consejo Escolar aseguraron que están haciendo un seguimiento del caso.

Les conseguimos cuatro aulas en el Emder. Ellos están muy contentos en ese lugar, cómodos, con calefacción, con mobiliario que el Consejo se encargó de trasladarles”, comentó Badié, aunque reconoció que no estaba al tanto de la imposibilidad de los alumnos para cursar estas semanas en esas oficinas por los Juegos Bonaerenses y Evita debido a que “el director no notificó de la situación al Consejo a tiempo”, y trabajarán con los directivos para reubicarlos.

En cuanto a las obras, si bien enfatizó en la inminente salida de la licitación pública, aclaró que las refacciones, presupuestadas en 1.700.000 pesos, se demoraron por la gran cantidad de pasos legales por los que tiene que pasar una obra de este estilo: “Ojalá fuera todo más rápido, pero cuando los procesos son trasparentes, son complejos. Como presidenta me encantaría poder ofrecerles las comodidades, el tiempo que necesitan, pero hay cosas que no dependen de uno mismo”, dijo.

Badié aseguró que “desde el primer momento en que la escuela entra en conflicto y colapsa”, gestionó con el intendente para que la obra pueda ser financiada por el dinero del financiamiento educativo. El expediente se aprobó e ingresó al Emsur, que hizo el relevamiento correspondiente con los arquitectos. “Nos dirigimos hacia la escuela y nos reunimos con la comunidad educativa para explicarles que la obra iba a demorar por la complejidad que demanda” agregó pero advirtió: “Nadie sabe qué día empezarán las obras, sólo se sabrá cuando el llamado a licitación se haga público”.

“Estamos haciendo el seguimiento y la escuela lo sabe, nos presentamos todo el equipo técnico de trabajo para comunicarles cómo será el paso a paso. Es una obra muy compleja porque incluso se tuvieron que hacer los planos de la escuela porque no existían. Es un tema que a mí me desvela, me preocupa”, concluyó Badié.

Ver más: , , , , , , , , , , ,

Comentarios