Jueves 16 de septiembre | Mar del Plata
¡Seguinos!
11/12/2019

“Astronauta Perdido” desplegará un paisaje sonoro que abarca rock, folclore y bossa

El cantautor Nacho Fasciglione este jueves sale a escena en la Bodega del Auditorium para presentar un recorrido musical colorido.

“Astronauta Perdido” desplegará un paisaje sonoro que abarca rock, folclore y bossa
(Foto: prensa Nacho Fasciglione)

El cantautor marplatense, Nacho Fasciglione, compartirá con el público las once canciones que componen su primer disco de estudio: “Astronauta perdido”, y ofrecerá además un recorrido musical de relatos que hablan de una vida y sus procesos. “Toco y canto  de chico, y me presenté por primera vez allá por el 2004. Desde entonces toqué solo y con otros músicos  atravesando diferentes etapas, incluso etapas escasa  actividad”, compartió el artista para Qué digital, previo a la presentación.

El recital será este jueves a las 21.30 en la Bodega del Teatro Auditorium, con la presentación de su primer disco de estudio, “Astronauta Perdido”. Las entradas están disponibles en la boletería del teatro.

Durante el espectáculo, Fasciglione compartirá escenario con los dos músicos que lo acompañaron en la grabación del disco en El Point Studios, de Gastón Isola. El compositor estará con el contrabajista Dario Quel y el baterista Juan Pablo Santiago. Pero además, en el show, el cantautor se dará el lujo de invitar y tocar junto a otros artistas.

“Astronauta Perdido” es el primer trabajo editado de Fasciglione, que nació en Balcarce, pero que desde muy pequeño vive y reside en Mar del Plata. “Es fruto de un proceso largo de cambios y decisiones que fueron transformando mi vida. Por eso, los temas que integran el disco son –en su mayoría- autoreferenciales. Y muchas, son quejas y gravitaciones de un neurótico con atisbos de amor a la vida”, sintetizó Fasciglione.

Es importante destacar el trabajo autogestivo que trae este disco. “Ese lanzamiento es un paso más y muy importante en mi carrera artística. Es un material que llega como recorte interesante de la realidad de un tipo que ya hace varios años viene haciendo canciones. Grabar Astronauta Perdido fue también la posibilidad de grabar con gente que admiro, respeto y aprecio y que, desde ahí, me ayudaron a conferir a esas canciones un sonido ideal”, completó.

– Contame un poco sobre “Astronauta perdido” ¿Cómo surgió el proyecto?
-En cierto modo venía surgiendo desde hacía tiempo, ya que hay varias canciones que tienen unos cuantos años,  pero la cosa se encausó a fines del 2016, principios del 2017, cuando  empezamos a tocar en trío con Darío y Juan Pablo, que no se aún porque se engancharon así con éstas músicas pero me enorgullece mucho  y fue bastante obvio que había que aprovechar y grabar. Creo que se dio cuando se tenía que dar.

-¿Por qué elegiste denominarlo “Astronauta perdido”?
-Es el nombre que le puse un poco en broma a una de las canciones del disco que habla de alguien que fantasea mucho  y a veces sin darse cuenta de pronto se encuentra  solo, lejos de La Tierra. Fue el único nombre en el que pude pensar seriamente para el álbum, si bien me cerró recién a último momento. Había barajado Cosmonauta fantasma (concepto cercano en Google), que me divertía porque el proceso de grabación se hizo largo y era factible que el Astronauta ya no se hallara con vida, pero afortunadamente me convencieron que Astronauta perdido estaba bien.

¿Sabías que si un astronauta se desprende de su sonda vive unas 8 horas, hasta que se le acaba el oxígeno, pero mientras orbita puede ver el amanecer y el atardecer unas 5 veces? Es poéticamente hermoso y terrible, ese dato.

– ¿Con qué se va a encontrar el público este jueves?
– Con canciones  que si bien remiten  al rock, con el que me siento fuertemente identificado (especialmente el argentino), también recorren diversos paisajes sonoros , cercanos al folclore, a la bossa y otras músicas. Y van a poder ver en acción a grandes  músicos  como Darío Quel en contrabajo que aporta un rol melódico muy original y con un virtuosismo notable, a Juan Pablo Santiago en batería, que es un genio absoluto que es un placer escuchar y ver tocar, y como si fuera poco a invitados que si digo de lujo me quedo corto como Martin Fedyna  en guitarra y Fede Lera en saxo. Estoy muy contento, va  a estar muy lindo, ¡ojalá que puedan ir!

– Después de presentar Astronauta ¿cómo continúa su difusión durante el verano?
-Con el trío tenemos programada una presentación en Febrero en el Ecem, pero seguramente haya otras presentaciones, muy probablemente también en solitario. Muy pronto contaremos además  con el disco en formato físico, ya que tuve la suerte de que fuera seleccionado por el Instituto Nacional de la Música para ser llevado a cd, pero entretanto se podrá seguir escuchando en Youtube, Spotify y diversas plataformas.

– Siendo Mar del Plata una ciudad bastante hostil con la cultura independiente ¿Qué te disparó a apostar por la música?
-Fue más bien una necesidad interna que no pude evitar atender. Mi primer pasión fue el dibujo; con eso tengo una cuenta pendiente, pero sí, fue eso: hay cosas que medio que tenés que hacer si o si porque si no te falta algo, algo esencial tuyo, por más que surjan adversidades. Y como señalas, estas adversidades  indudablemente se sienten acá, desde la falta de apoyo del estado y la difícil situación económica que nos atraviesa a todxs, hasta, no estoy tan seguro pero me da la sensación, de que  hay como una cosa medio característica marplatense que es que  a veces nos  cuesta un poquito  tal vez mover, apoyar desde ese lugar la cultura local.

En  esta ciudad hay gente muy talentosa, muchos proyectos (no solo musicales) súper interesantes  que  lamentablemente muchas veces no pueden desarrollarse o mantenerse en el tiempo, ya que no siempre alcanzan las ganas… se tienen gastos que a veces cuesta cubrir, hay que hacer todo a pulmón.

Pero bueno, hay cosas que si podes las tenés que hacer, porque le dan significado a tu vida, y la música tiene eso, es hermosa y te da satisfacciones impagables.

– ¿Cómo fue ese recorrido como artista independiente?
– Toco y canto  de chico, y me presenté por primera vez allá por el 2004. Siempre lo hice con mi música.  Desde entonces toqué solo y con otros músicos  atravesando diferentes etapas, incluso etapas escasa  actividad, pero que también me sumaron para lo que vino después.  En los últimos 3 o 4 años fue tal vez cuando pude empezar a tomarme la música más seriamente, como un trabajo (un hermoso trabajo). Me cuesta igual un poquito autodenominarme artista, mucho menos compositor. Hago canciones, y las vengo tocando donde me parece que puede estar bueno, intentando hacerlo con amor y tratando de que salga todo lo mejor posible…

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , ,