Viernes 30 de octubre | Mar del Plata
¡Seguinos!
17/01/2020

“Hermosamente diferentes”, una obra que invita a recorrer sueños de alto vuelo

Pitu Blázquez conversó con Qué digital sobre el espectáculo que realiza junto a personas con discapacidad y que vuelve por segundo verano consecutivo a la ciudad.

“Hermosamente diferentes”, una obra que invita a recorrer sueños de alto vuelo
(Foto: prensa Hermosamente Diferentes)

Por segundo verano consecutivo, el artista Pitu Blázquez invita a vivir tardes “Hermosamente diferentes”, un espectáculo protagonizado por personas con discapacidad que surgió en Bahía Blanca hace cinco años y fusiona la acrobacia aérea, la danza, el teatro, la música y la inclusión social, con el objetivo de enviar un mensaje de reflexión donde más allá de las capacidades hay que apostar a los sueños y volar.

“Venimos preparando la nueva obra hace muchísimo tiempo. Lo bueno es que los chicos siguen aprendiendo, tenemos más producción, al tener más producción y que los chicos sigan aprendiendo tenemos más números de acrobacia”, señaló para Qué digital el acróbata, en la previa a una nueva función.

“Hermosamente diferentes”, se presenta en el Teatro Colón -Hipólito Yrigoyen 1665- este viernes, sábado y domingo. Y continuará el viernes 24, sábado 25, domingo 26 y viernes 31 de enero a las 18. La entrada general es de 400 pesos, mientras que para estudiantes y jubilados o con DNI cultural es de 200 pesos.

Esta obra comenzó con un mail de Maxi, un chico que padece parálisis cerebral, que decía: “Me cansé de hacer suelo, quiero volar”. Desde ahí, a Blázquez le hizo un click y luego de mucho trabajo a pulmón montó un espectáculo que cuenta con 30 presentaciones, ya tiene un premio Estrella de Mar por la categoría “Variedades”, dos premios Hugo y cerró la cumbre de discapacidad en Tecnópolis donde se presentaron ante un público de tres mil personas.

“Quizás no tenemos grandes marquesinas, pero es una obra de primer nivel”, remarcó Pitu Blázquez que ha trabajado otras temporadas con Flavio Mendoza en Stravaganza, con Carmen Barbieri o con Moria Casan.

“Cuando comparo cómo termina el público en otros espectáculos me doy cuenta que el camino que elegimos es el correcto. Estamos muy contentos”, consideró y resaltó: “Cuando rompés tanto la estructura social, los límites establecidos, la gente se da cuenta que puede hacer un montón de cosas. No solo para los que nos creemos normales, sino también para las personas con discapacidad, para que se den cuenta que pueden laburar”.

– En esta segunda temporada de “Hermosamente diferentes”, ¿cómo fue el estreno?
– Como todo estreno hubo mucho nervio, mucha ansiedad. Viajar desde Bahía Blanca para acá, colgar los elementos, probar el sonido, la iluminación. El estreno se dio así y una vez que pasa ya disfrutamos de nuevo de lo que hacemos. Siempre apoyándonos en el espectador que nos acompaña y nos ayuda.

– ¿Cómo es la respuesta del público?
– Tenemos por ahí un público más marplatense. La obra nos cierra por todo lados, la gente se va feliz, es muy divertida y como siempre digo que el público se anime a vivir algo “Hermosamente diferente”. La gente que va se queda enloquecida y la vuelve a ver. Estamos ansiosos porque arranque este viernes para seguir con las funciones.

– ¿Cuál creés que es una de las claves para la respuesta del público?
-La obra hace bien, la gente se va bien a su casa. El mensaje es tremendo. Se van a su casa rompiendo límites, rompiendo estructuras. Lo que nosotros hacemos no tiene antecedentes a nivel mundial de que personas con discapacidad hagan acrobacias aéreas. Cuando rompés tanto la estructura social, los límites establecidos, la gente se da cuenta que puede hacer un montón de cosas. No solo para los que nos creemos normales, sino también para las personas con discapacidad para que se den cuenta que pueden laburar.

– ¿Con qué se va a encontrar el público que asista esta temporada al Teatro Colón?
-Lo bueno es que los chicos siguen aprendiendo, tenemos más producción, al tener más producción y que los chicos sigan aprendiendo tenemos más números de acrobacia.

– ¿Cuál es el principal objetivo de la obra?
– Lo que intentamos es que los chicos cobren un sueldo, es gente que en su vida no tuvo trabajo, que le tocó tener algún tipo de discapacidad y son artistas más allá de sus capacidades y se merecen cobrar un sueldo, a eso apuntamos.

– Las propuestas independientes siempre tienen que hacer un esfuerzo extra para convocar ¿cómo lo perciben?
– Estamos parados en construir, estamos muy felices porque ya arrancó muchísimo mejor que la anterior y agradecidos con quienes nos ayudan a difundir, porque quizás nos hace falta que la gente nos descubra.

– Arriba y debajo del escenario ¿considerás que es una experiencia enriquecedora?
-Muy enriquecedora. Somos un grupo de 24 personas de Bahía Blanca que paramos en los hoteles de Chapadmalal, el lugar es precioso. Hace dos días atrás nos quedamos viendo la tormenta que después se la comió el mar y el cielo quedó estrellado y la luna enorme, son todas cosas increíbles que estamos viviendo. Los chicos muchas veces no conocen el mar y bajamos con las sillas de ruedas a la costa, se trata de disfrutar las pequeñas cosas. Uno a veces piensa cómo esta persona que sufrió un accidente y está en silla de ruedas es feliz. Y lo es porque disfruta de las pequeñas cosas. Valora un atardecer, valora estar con amigos, valora tomarse un mate, por eso vamos con la obra a full. Estamos muy contentos, disfrutando el camino. Mas allá de la locura porque es muchísimo esfuerzo.

– Después de trabajar con figuras mediáticas ¿qué recordas de los primeros ensayos y la puesta de “Hermosamente diferentes”?
– La verdad que no me costó nada. Tengo un primo con síndrome down y me crié viendo a mis tíos que lo trataban como a cualquier persona, ahora él es súper independiente, se construyó una casa con su propio dinero. Para este espectáculo sólo me fije en ver qué podían hacer. Estaba claro que no podían caminar, estaba claro que algunos tienen síndrome de down, está claro por ejemplo que Milagros es ciega pero no se puede poner el foco ahí para descubrir lo otro.

Si ponés el foco en lo que no se puede hacer, nunca vas a descubrir lo que sí podés hacer. Esto se trata de romper límites y estructuras. Esta obra es un precedente a nivel mundial, busqué y no había nada. Entonces me puse a crear en base a eso y ponerle amor.

– Todavía hay mucho tabú en la sociedad respecto a la discapacidad
– No se mostraban personas con discapacidad en televisión, así como en el 2009 cuando fui finalista en Talento Argentino con la primera persona con discapacidad que hacía acrobacia aérea. Es un camino, un trayecto que voy transitando. Estoy contento, porque aunque es más difícil estoy contando el cuento que quiero contar y dejando mi huella como artista.

Ver más: , , , , , , , , , , ,