Jimena Riádigos y el oro olímpico: dejar todo para conseguir la gloria

Se perdió el mundial por estudios y no quiso pasar por lo mismo en los Juegos. Se fue a vivir a Capital y dejó por un año la facultad para no perderse nada. Su esfuerzo dio sus frutos y logró el objetivo junto a la Selección de handball playa.

04/11/2018
Jimena Riádigos y el oro olímpico: dejar todo para conseguir la gloria
(Fotos: QUÉ Digital)

Te necesitamos en todos los entrenamientos”, le dijo Leticia Brunati, entrenadora de la Selección Argentina de handball playa. Jimena Riádigos sabía lo que quería y, para no perderse los Juegos Olímpicos de Buenos Aires 2018, debía dejar todo. Lo hizo, se mudó a Capital Federal, durante un año vio más veces a sus compañeras de las Kamikazes que a su familia y el 13 de octubre fue parte de la historia: Argentina le ganó a las campeonas del mundo, se quedó con el oro y la marplatense cerró un ciclo tan duro como glorioso.

Todavía no cae en la cuenta de que es campeona olímpica. Desde aquel día, al igual que el resto del equipo, no para de dar vueltas por todos los medios, con su medalla de oro de acá para allá, guardada con mucho cuidado en la cajita del Comité Olímpico Internacional. Dice que todavía no es consciente de lo que significa ser campeona olímpica, pero sí de lo que costó, y por eso cuida tanto su ansiada medalla.

Desde sus inicios en el handball en el colegio y presente en Acha, equipo de la Asociación Atlántica de Balonmano (Asabal), Jimena fue haciendo su camino hasta llegar a la Selección Argentina y debió acostumbrarse a esta nueva modalidad para tener su chance olímpica: “Con la selección empezamos a prepararnos hace cuatro años para los Juegos en indoor, pero medio año después llegó un momento en que el Comité cambió la modalidad a handball playa entonces nos tuvimos que pasar y adaptar”.

Con el seleccionado jugó un Sudamericano indoor en Misiones, un Sudamericano en Paraguay y un Panamericano de handball playa, donde salieron campeonas con ella como capitana y lograron la clasificación a los Juegos. Sin embargo, se perdió el mundial del año pasado por sus estudios y no quiso pasar por lo mismo con Buenos Aires 2018. “El Mundial me lo perdí. Pasé de ser capitana en el Panamericano a no formar parte del mundial porque me fui a un viaje de estudios por tres meses y cuando volví quedé afuera por los entrenamientos que me perdí, pero después seguí en el proceso”, explicó.

Este año ingresó a la Universidad Nacional de Mar del Plata para estudiar Ingeniería en Alimentos, pero su experiencia universitaria no duró mucho: “Empecé a estudiar y cada tanto viajaba a Buenos Aires a entrenar con las chicas de la Selección. Pero mi entradora me dijo a principio de año que era necesario que esté más tiempo en Buenos Aires, entonces decidí irme a vivir y ponerle un freno a la facultad, porque era la única posibilidad que tenía de jugar estos Juegos. Tenía muy claro que los quería jugar. Si no dejaba todo no lo podía lograr así que fui a todo o nada”, recordó.

JIMENA RIADIGOS JUEGOS OLIMPICOS DE LA JUVENTUD  (2)

En su preparación para el torneo, las Kamikazes fueron como sus hermanas en todo el proceso, y esa unión sin dudas se trasladó a la cancha. “Las vi más veces que a mi familia”, relató. Y agregó que, más allá de la medalla y de la convivencia con sus compañeras, el campeonato olímpico superó sus expectativas. “No me faltó nada y no paré de disfrutar. Sabía que no iba a tener muchas más posibilidades de vivir algo así, así que no me quise perder ni un minuto”, agregó.

En cuanto al torneo -que sorprendió a quienes permanecían ajenos al deporte por cómo las Kamikazes lo ganaron de punta a punta, con dos victorias a Hungría, las campeonas del mundo- Riádigos dejó en claro que desde un principio sabían que podían ganarle a cualquiera: “Nosotras sabíamos todo lo que nos habíamos preparado para esto. Los partidos había que jugarlos. Nadie sabía quién podía ganar. Ellas pensaban que nosotras estábamos fuertes pero creían que quizás iban a ser superiores. Pero sí, teníamos la seguridad de que le podíamos ganar a cualquiera”.

Además, reflexionó sobre la única derrota que sufrieron en el torneo: “Nos sirvió para hacer un click en la segunda fase. Desde ese partido nos empezamos a dar cuenta de situaciones en el juego que no estábamos contemplando y que para ganarle a los europeos lo teníamos que hacer”.

Por fuera de lo deportivo, en medio del torneo -entre victorias y victorias- este año surgió un debate dentro de una sociedad en plena deconstrucción respecto a la vestimenta de las kamikazes. La pregunta que apareció fue si el tipo de ropa que utilizan forma parte de una imposición cosificadora hacia las chicas, al trazarse la comparación con la vestimenta de los otros países, pero cada una de las deportistas se encargó de echar por tierra cualquier cuestionamiento. Y Riádigos no fue la excepción.

handball playa argentina campeon olimpico coa jimena riadigos juegos olimpicos juventud

(Foto: Comité Olímpico Argentino)

“Como lo puse en las redes, se estaba buscando un problema donde no lo había. Estaban buscándole la quinta pata al gato. Nosotras estábamos cómodas, desde un principio nos vestimos así y no había nada que buscar. Lo que más importaba era que estábamos cómodas y estábamos teniendo importantes logros. La gente cree que es por algo estético pero en realidad es que nosotras en la playa usamos ropa mucho más chica que las europeas, no tiene nada de malo”, comentó.

Con la medalla colgando en su cuello -o al menos guardada “bajo tres llaves” en su cajita- lo que viene para Riádigos será volver a la Universidad e intentar seguir con la Selección en futuros torneos: “Este año pienso acomodarme de nuevo acá, volver al club y entrenar. El año que viene pienso retomar la facultad y ver cómo sigue la selección y los torneos que preparemos”.

Por lo pronto, yendo y viniendo con su medalla y su tatuaje de los cinco anillos olímpicos en uno de sus brazos, sin dudas Buenos Aires 2018 significó un antes y un después, tanto para ella como para el resto de los marplatenses.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Comentarios