Miércoles 06 de julio | Mar del Plata
¡Seguinos!
07/06/2021

Clases: rechazan la cautelar que pedía volver a la presencialidad en el pico de contagios

La solicitud del colegio privado Einstein fue rechazada por el Juzgado Civil N°13 al afirmar que el planteo es “descontextualizado” y que algunos argumentos “implican abstraerse de la realidad” en torno a la evolución de la pandemia.

Clases: rechazan la cautelar que pedía volver a la presencialidad en el pico de contagios
(Foto: Facebook Instituto Albert Einstein)

Al remarcar que la presentación y el pedido se realizó mientras Mar del Plata presentaba “el pico más alto de casos activos” de coronavirus y, en ese marco, “la situación más crítica en orden al número de contagios diarios”, y al cuestionar que se trata de un planteo “descontextualizado” ya que no se expuso “ni una sola referencia al estado actual del nivel de contagios en esta ciudad”, el Juzgado Civil N°13 rechazó una medida cautelar que había pedido el colegio privado Albert Einstein para que se dispusiera el cese de la suspensión de la presencialidad de las clases, mientras la ciudad continúa en la fase 2 del sistema de restricciones.

El rechazo de la medida cautelar solicitada, teniendo en cuenta las características y particularidades del planteo, fue resuelto este domingo por el titular del Juzgado Civil N°13 de Mar del Plata Maximiliano Colángelo, quien desde el lunes pasado quedó a cargo de la tramitación del amparo presentado por el colegio privado y por lo cual, antes de esta resolución, el magistrado había notificado al gobierno provincial de la apertura del proceso.

Inicialmente, en una resolución cargada de datos oficiales que dan cuenta del avance de la segunda ola de la pandemia en Mar del Plata, el juez reparó en que la presentación se trata de una cuestión con “aristas complejas desde que se inserta en un estado excepcional de emergencia sanitaria que, no es ocioso señalar, es de una magnitud de la cual no se tiene registro en el último siglo”. Y también planteó que “no se trata exponer falsas antinomias (educación versus salud; presencialidad versus vida), sino de armonizar, en este marco excepcional que afecta a toda la sociedad, los derechos comprometidos”.

Uno de los primeros argumentos sostenidos por el colegio privado que desestimó el juez fue el haber trazado como comparación la suspensión de la presencialidad que rigió durante la mayor parte del ciclo lectivo pasado y esta nueva que rige desde hace unas semanas ante el fuerte avance de la segunda ola.

Leer también:

“Los conocimientos científicos hoy adquiridos sobre el covid-19 no son los existentes al inicio de la pandemia, al igual que no lo eran los propios recursos médicos, clínicos y farmacológicos, aún cuando estos últimos no estén disponibles en nuestro país, o no lo estén de la manera o en el número deseado. Con esto quiero significar que la modalidad de educación no presencial adoptada durante el año 2020 debe entenderse en un contexto de mayor incertidumbre sobre el Virus SARS-CoV-2 que desató la pandemia. Tal vez hoy se tiene un panorama más evolucionado en cuanto a su propagación, variantes, forma de contagio, prevenciones, tratamiento de la enfermedad que causa. Digo más evolucionado, pero no clarificado y, mucho menos resuelto”, afirmó en ese sentido.

En los últimos días, distintos colegios privados reclamaron volver a la presencialidad

Y así expuso que el ciclo lectivo 2021 fue iniciado con la presencialidad en las escuelas en forma alternada (grupos denominados burbujas) y con protocolos. “Un dato que no puede pasar por alto es que, al inicio de esa presencialidad, el número de contagios en nuestra ciudad era de 134 positivos diarios, para un total de 2414 casos activos. En el devenir fáctico posterior, la curva de contagios fue ascendente, incrementándose el número de personas contagiadas en todo el país, siendo la Provincia de Buenos Aires una de las más afectadas, incremento al que la ciudad de Mar del Plata no permaneció ajena”, definió el juez.

De esa manera, entendió que la aplicación de los últimos decretos nacionales y provinciales que suspendieron temporalmente la presencialidad en las escuelas se produjeron “cuando se transita o se estaba llegando, tal vez, a la situación más crítica en orden al número de contagios diarios y a la cantidad de casos activos en nuestra ciudad”.

Leer también:

Tras repasar cómo fue en ascenso la cantidad de contagios diarios y los casos activos en Mar del Plata desde el pasado 21 de mayo, el juez remarcó que al momento en que el Instituto Albert Einstein pidió volver a la presencialidad a través del dictado de una cautelar (31 de mayo) “en la ciudad se presentó un contagio diario de 468 casos positivos, mientras que el promedio aproximado de esa semana fue de 394 casos diarios y el de los catorce días previos se ubicó en 391 contagios por día”. “En esta semana que transcurre, la ciudad presenta el pico más alto de casos activos 4365 personas infectadas y en tratamiento”, sumó.

Y así repasó las variables que rigen en los decretos actuales para ubicar a la ciudad en “alarma epidemiológica” y en la fase 2, y por ende la suspensión de la presencialidad. “Mar del Plata se encuentra con un acumulado, en los últimos catorce días, de más de 800 casos cada 100.000 habitantes, superando ampliamente el parámetro de 500 casos, lo que determinó que la ciudad regrese a fase 2 a partir del 31 de mayo”, expuso.

De ese modo, remarcó que “la ciudad atraviesa el mayor número de contagios y una alta ocupación de camas de cuidados intensivos” y señaló que en ese contexto “se inserta el pedido del Instituto Albert Einstein de habilitar, por vía judicial, la educación presencial y con estrictos protocolos”.

“De ese estado de cosas descripto anteriormente se desentiende por completo el planteo del Instituto Albert Einstein y luce -en principio- descontextualizado. En efecto, no hay una sola referencia en su presentación al estado actual del nivel de contagios en esta ciudad”, cuestionó el magistrado.

Leer también:

Otro de los puntos analizados en la resolución fue otro de los argumentos sostenidos por el colegio respecto a que en la institución solo fueron detectados 30 casos desde el regreso a la presencialidad.

Así, apuntó: Contraponer su situación singular por sobre los números de contagios existentes que afecta a toda una comunidad es no comprender la magnitud de la emergencia, las características de la pandemia, la existencia de circulación del Virus SARS-CoV-2 y, fundamentalmente, tomar conciencia que esta situación de emergencia no afecta solo a la amparista, sino (aunque de manera asimétrica) a toda la sociedad, a toda la comunidad de la ciudad de Mar del Plata de la cual el Instituto Albert Einstein forma parte”.

En la misma línea, el juez insistió en que “tampoco es necesario un conocimiento avanzado para poder apreciar que la incidencia real de esas personas contagiadas no se limita a sus propias individualidades, sino que se inserta en el marco de una sociedad afectada por la pandemia y en el que cada caso tiene la potencialidad de replicarse, con consecuencias negativas no sólo para la persona enferma sino para el resto de la sociedad”. Y, de esa manera, calificó que alegar la detección de sólo 30 alumnos contagios en la institución “implica abstraerse de la realidad que la circunda en la evolución de la pandemia y de la dinámica social”.

Finalmente, el juez entendió que “ante lo exponencial del incremento de la curva de contagios, no es irrazonable que las autoridades, por caso la Jefatura de Gabinete y el Ministerio de Salud, en forma conjunta, debidamente asesoradas, luego de evaluar ese incremento, incluso la irrupción de variantes del SARS-CoV-2 y la evidencia de una cambio en la franja etaria de las personas contagiadas, decidieran la suspensión transitoria de la presencialidad escolar no obstante esa baja incidencia a que se hace referencia”.

La semana pasada, tras la presentación del amparo por parte del colegio Einstein comunidades educativas de diversas escuelas privadas comenzaron a organizar manifestaciones en ese mismo sentido. Incluso funcionarios del gobierno de Guillermo Montenegro insistieron en que, a su entender, en la ciudad deberían retomarse las clases presenciales, pese a la situación epidemiológica.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,


Comentarios