Martes 29 de septiembre | Mar del Plata
¡Seguinos!
23/12/2019

Condenan a 24 años y seis meses de prisión al “pastor” Isaías Hurtado

El Tribunal Federal dio a conocer la sentencia contra el hombre que engañaba, explotaba y hasta abusaba sexualmente de “sus fieles”. A su expareja le impuso la pena de 10 años.

Condenan a 24 años y seis meses de prisión al “pastor” Isaías Hurtado
(Fotos: Qué digital)

El “pastor” Isaías Nelson Hurtado -que engañaba, explotaba y hasta abusaba sexualmente de “sus fieles”- fue condenado este lunes a 24 años y seis meses de prisión por el Tribunal Oral Federal de Mar del Plata por los delitos de trata de personas, abuso sexual con acceso carnal y amenazas. Asimismo, también fue condenada, en este caso a 10 años de prisión, su por entonces pareja, Patricia Padilla Coronado por ser partícipe necesaria del delito de trata de personas.

La sentencia de los jueces Roberto Falcone, Mario Portella y Alfredo Ruiz Paz se dio a conocer este lunes pasado el mediodía en el marco del juicio que se inició el pasado 4 de octubre, a más de tres años de los allanamientos y las detenciones.

En la sentencia que se extiende por 205 páginas -sólo fue leída la parte resolutiva por el juez Falcone- los magistrados condenaron a Hurtado a 24 años y medio de prisión más multa de $90 mil bajo diversos delitos.

Uno de ellos fue el de abuso sexual con acceso carnal, agravado por haber sido cometido por un ministro de un culto no reconocido respecto a cuatro víctimas -en tres de ellas por dos hechos-.

Otro es el de trata de personas mayores de 18 años con fines de reducción a la servidumbre, bajo la modalidad captación y acogimiento, mediando engaño, coerción y abuso de la situación de vulnerabilidad, agravado por la multiplicidad de víctimas y por su condición de Ministro de culto de una religión reconocido o no, en perjuicio de cinco víctimas y bajo la modalidad de captación, mediando engaño, coerción y abuso de la situación de vulnerabilidad, agravado por la multiplicidad de víctimas y por su condición de Ministro de culto de una religión reconocido o no respecto a 13 víctimas.

Y un tercer delito como es el de trata de personas de menores de 18 años, con fines de reducción a la servidumbre, bajo la modalidad captación, agravado por mediar engaño, coerción y abuso de la situación de vulnerabilidad y por su condición de Ministro de culto de una religión reconocido o no, en perjuicio de dos víctimas.

Además, también lo condenaron por reducción a la servidumbre en concurso real con coacción.

Por su parte, a Patricia Soledad Padilla le impusieron la pena de 10 años de prisión y multa de $ 50.000 por resultar partícipe necesaria del delito de trata de personas mayores de 18 años con fines de reducción a la servidumbre, bajo la modalidad de captación y acogimiento, mediando engaño, coerción y abuso de la situación de vulnerabilidad, agravado por la multiplicidad de víctimas y por su condición de Ministro de culto de una religión reconocido o no, en perjuicio de cinco víctimas  y bajo la modalidad de captación, mediando engaño, coerción y abuso de la situación de vulnerabilidad, agravado por la multiplicidad de víctimas y por su condición de Ministro de culto de una religión reconocido o no respecto de otras 13 víctimas. .

Asimismo, la condena también se dio bajo el delito de trata de personas menores de 18 años de edad, con fines de reducción a la servidumbre, bajo la modalidad captación, agravado por mediar engaño, coerción y abuso de la situación de vulnerabilidad y por su condición de Ministro de culto de una religión reconocido o no, en perjuicio de dos víctimas, en concurso ideal con el delito de reducción a la servidumbre.

De todas maneras, los jueces resolvieron no hacer lugar al pedido de detención de la mujer -que llegó al juicio excarcelada- que fue efectuado por el Ministerio Público Fiscal.

REPARACIÓN A LAS VÍCTIMAS

Un tramo de la sentencia de los jueces se centró en la reparación del daño a las víctimas de los delitos. Así dispusieron fijar en concepto de indemnización la suma de un millón y medio de pesos respecto a tres víctimas de abuso sexual y $300 mil por ser víctimas del delito de trata de personas.

Asimismo, para otras tres víctimas del delito de trata de personas fijaron la suma en concepto de reparación de $500 mil.

También declararon la nulidad de la cesión de derechos de una de las víctimas a Patricia Padilla de una casa, la cual fue devuelta.

Y además dispusieron decomisar el inmueble -también en concepto de reparación para las víctimas- donde funcionaba el templo, en calle O´Higgins 333, además de diversos autos.

Por otro lado, los jueces requirieron a los equipos interdisciplinarios del Centro de Asistencia a las Víctimas de Delitos, del Programa “Ellas Hacen” del Ministerio de Desarrollo Social, del Equipo de Atención a la Niñez con Derechos Vulnerados y al Servicio de Protección de Derechos de la Niñez que tomen intervención respecto a algunas de las víctimas.

LA INVESTIGACIÓN Y EL JUICIO

En julio de 2016 una serie de allanamientos realizados en un “templo” -ubicado en O’Higgins 333-, dos casas particulares y una panadería derivaron en una causa judicial que había empezado a tramitarse a cargo de la fiscal Graciela Trill, de la Justicia provincial, y que a medida que empezó a avanzar con los testimonios de las víctimas que contaban la explotación y engaño al que habían estado expuestas durante años pasó a la órbita de la Justicia Federal, para quedar a cargo del fiscal Nicolás Czizik, quien en junio de 2018 dio por cerrada la instrucción y finalmente la causa fue elevada a juicio.

En el marco del debate oral que comenzó en octubre de este año, el fiscal del juicio. Juan Manuel Pettigiani, había solicitado en su alegato que se le impusiera a Hurtado la pena de 35 años de prisión bajo la acusación de trata de personas en perjuicio de 23 personas, abuso sexual con acceso carnal contra cuatro de las víctimas y amenazas proferidas a otras cinco, una vez que ya estaba detenido. Asimismo, había requerido 10 años de prisión para la mujer Hurtado, a quien consideró partícipe necesaria de trata de personas.

Al momento de graduar el monto de la pena, el fiscal de juicio tuvo en cuenta la gran cantidad de víctimas de trata, y el hecho, en particular, de que algunas transitaban su adolescencia y primera juventud; la extensión de los daños causados por la pareja imputada y la utilización de una estructura pseudo religiosa de captación y explotación, abusando de la fe de las personas damnificadas. En cuanto a los abusos sexuales, valoró la cantidad de hechos, el corto plazo en su concreción -entre julio y diciembre de 2011- y que una de las víctimas de ese delito haya sido menor de edad.

EL CASO

En 2007 el pastor Hurtado fundó en Mar del Plata el templo evangélico “Monte Sion”, según afirmaba, luego de haber tenido “una visión de Dios” tras pasar cuarenta días en ayuno en una cueva. Hurtado vivía junto a su esposa y a sus ocho hijos en un chalet, donde también habitaban otras personasfieles -en su mayoría que no eran de Mar del Plata- que buscaban refugio en el lugar y dormían en el altillo o en colchones en una carpa. A su vez, otras eran alojadas en viviendas cercanas a la propiedad.

De acuerdo a la acusación, se le atribuye a Hurtado y Padilla Coronado haber utilizado -al menos entre julio del 2007 y julio de 2016, cuando se realizaron los allanamientos- la apariencia de un “Ministerio” religioso y los mensajes de fe y de existencia de un “ser superior” para captar y acoger personas en situaciones de vulnerabilidad -marcadas por su edad, estados de depresión, circunstancias familiares adversas, falta de contención, bajos recursos económicos y/o de educación- para congregarlas en reuniones que se llevaban a cabo en “el templo”. Esa “convocatoria” o captación se realizaba a través de la radio FM Zion, que funcionaba de manera ilegal en el 101.7, y a través de montesion.com.ar.

Engaños, aprovechamiento de situaciones de vulnerabilidad, control de la libertad, aislamiento de sus familias, persuasión para el aporte de recursos económicos, explotación laboral y abusos sexuales. Esas son solo algunas de las circunstancias que expusieron las víctimas del “pastor” Hurtado a lo largo de la investigación y en el juicio que se cerró este lunes con su condena.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,