Lunes 28 de noviembre | Mar del Plata
¡Seguinos!
15/10/2019

Empezaron a juzgar a un joven que mató a puñaladas a su expareja

Ricardo Ramón Burgos Duarte permanece detenido desde el 25 de diciembre de 2017, dos días después del hecho. También hirió a la madre de la víctima.

Empezaron a juzgar a un joven que mató a puñaladas a su expareja
(Fotos: Qué digital)

Un joven de 26 años que el 23 de diciembre de 2017 mató a puñaladas a su expareja e hirió a la madre de ella comenzó a ser juzgado este martes por el Tribunal Oral en lo Criminal Nº2  en el marco de un debate al que llegó detenido y acusado por el femicidio, con una expectativa de pena de prisión perpetua.

El hecho se produjo durante las últimas horas del sábado 23 de diciembre de 2017 cuando afuera de una casa del barrio Santa Rita Ricardo Ramón Burgos Duarte comenzó a agredir con un cuchillo a su pareja y a su suegra, de 46 años, en el marco de una discusión que se había generado mientras él se encontraba con amigos, familiares y conocidos y las dos mujeres se habían acercado para tratar de calmar la situación.

Producto de las heridas, ambas mujeres fueron trasladadas al Hospital Interzonal, donde la más joven de ellas, Gabriela Carolina Barrios, de 30 años, falleció, y su madre se recuperó tras haber sufrido heridas cortantes en la cara y el cuello.

Tras el hecho se vivieron momentos de tensión ya que fue prendida fuego la casa donde ocurrió el ataque y quedó prácticamente destruida.

Finalmente, y tras haber escapado aquel sábado a la noche Ramón Burgos Duarte fue hallado por la policía el lunes 25 de diciembre en el kilómetro 393 de la Ruta 2 en el marco de la orden de detención vigente por los delitos “homicidio agravado por el vínculo” y “tentativa de homicidio”.

Justamente bajo esos dos delitos es por los que se mantiene la acusación en el juicio. El fiscal Alejandro Pellegrinelli en sus lineamientos iniciales ratificó ante los jueces Néstor Conti, Roberto Falcone y Alexis Simaz esa línea acusatoria bajo los delitos de homicidio agravado por el vínculo -que estipula una pena de prisión perpetua– en concurso real con tentativa de homicidio.

Si bien a lo largo de la investigación no fue incorporada la figura de violencia de género, desde la fiscalía no descartaron que a lo largo del juicio surgan elementos a partir de los testimonios que vayan a escucharse respecto a posibles hechos de violencia previos mientras víctima y victimario estaban pareja.

Por su parte, el defensor oficial Ricardo Mendoza planteó en el inicio del juicio que a lo largo del debate cuestionará fundamentalmente la calificación del hecho a aplicar y buscará que se imponga la de homicidio simple al intentar probar que no está acreditada la relación de pareja entre ambos.

Asimismo, reparó en que tratará de introducir la figura de “capacidad de culpabilidad disminuida” con el objetivo de recudir la posible condena bajo ese delito, que prevé penas de entre 8 y 25 años. Y de manera alternativa adelantó que en caso de que los jueces entiendan que es aplicable la figura de homicidio agravado por el vínculo intentará acreditar la existencia de circunstancias extraordinarias de atenuación, que harían también reducir la posible pena a perpetua.

El debate está previsto, tras la reducción de una larga listas de testigos, que se extienda durante este martes y miércoles -con las declaraciones centrales como testigos de la madre deCarolina Barrios y de una vecina- para luego el jueves pasar a los alegatos de las partes.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,


Comentarios