Martes 11 de mayo | Mar del Plata
¡Seguinos!
03/05/2021

Juzgan a una banda que vendía drogas cerca de una escuela y con protección policial

El debate comenzó esta semana en el Tribunal Oral Federal de Mar del Plata. En total hay 18 acusados, entre los que se encuentran dos policías.

Juzgan a una banda que vendía drogas cerca de una escuela y con protección policial
Pettigiani, al frente de la acusación. (Foto: Fiscales.gob)

Esta semana comenzó en el Tribunal Oral Federal de Mar del Plata el juicio contra una organización integrada por 18 personas acusadas de vender drogas a metros de una escuela en el barrio Villa Mateotti con complicidad policial, al menos hasta la detención de sus integrantes en agosto de 2018.

La primera audiencia se llevó a cabo este lunes, donde estuvieron presentes de manera virtual y presencial los acusados: catorce varones y cuatro mujeres. No obstante, de ese total solo cinco afrontarán el juicio oral, dado a que el resto acordó sus penas en “acuerdos abreviados”.

Gran parte de los imputados habían caído en agosto de 2018, cuando la Policía Federal y la Policía de Seguridad Aeroportuaria llevaron adelante un megaoperativo denominado “Acantilados Blancos” que incluyó una veintena de allanamientos en los que, además de drogas, se secuestró una importante cantidad de armas.

Según se desprende de la acusación llevada adelante por el Ministerio Público Fiscal, representado por Juan Manuel Pettigiani, la organización se dedicaba “al abastecimiento de estupefacientes a grupos familiares, allegados y sujetos vinculados o no”, quienes además vivían en el barrio de la zona sur de la ciudad.

Concretamente, para la fiscalía, la zona que comprende las calles Mario Bravo, Benito Lynch y Talcahuano era “un centro de acopio e marihuana y cocaína” para luego ser distribuidos a sus consumidores, tarea para la cual contaron con la complicidad y protección policial.

De acuerdo a la acusación, uno de los imputados ejercía como remisero pero, además de trasladar personas, distribuía los estupefacientes y cobraba un “extra” por la tarea que desempeñaba.

El remisero, además, es medio hermano de un oficial de Policía de la comisaría quinta, quien recibía información sobre la comercialización de estupefacientes y, además, se la comunicaba a un segundo policía, exintegrante del área de Drogas Ilícitas: para la fiscalía, estas maniobras no tenían otro objetivo que facilitar a la banda la actividad y lograr que evadan cualquier tipo de operativo policial.

Otro de los núcleos de la investigación reside en otro grupo familiar, de apellido Fernández, quienes controlarían la venta de drogas tanto en Villa Mateotti como en en la zona detrás el barrio SOIP.

Asimismo, entre los agravantes el delito que se les imputa, se encuentra la cercanía entre sus actividades ilegales y el edificio de la Escuela Primaria Provincial N°35, el Jardín de Infantes 919 y la Secundaria N°47.

Cabe mencionar que las penas de las trece personas que firmaron las actas de acuerdos abreviados se conocerán al final del debate, cuando el tribunal presidido por Roberto Falcone y compuesto por Nicolás Toselli y Fernando Machado Pelloni se expida sobre el total de las acusaciones.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,