Jueves 08 de diciembre | Mar del Plata
¡Seguinos!
18/11/2016

El nene que se disparó está en “gravísimo estado general”

El pequeño de 7 años, que ingresó al Materno Infantil con un disparo en la cabeza producto de un accidente con el arma de su papá, está en coma farmacológico con asistencia respiratoria mecánica. Tiene lesiones cerebrales.

El nene que se disparó está en “gravísimo estado general”
(Foto: archivo / QUÉ Digital)

El nene de 7 años que ingresó ayer al Hospital Materno Infantil tras haber sido derivado de un centro asistencial en Vivoratá, luego de dispararse accidentalmente en la cabeza con el arma de su papá, continúa internado en la unidad de terapia intensiva y en “gravísimo estado general”. De acuerdo al último parte médico emitido, el menor está en coma farmacológico con asistencia respiratoria mecánica y presenta lesiones cerebrales.

En concreto, y de acuerdo al parte médico emitido esta mañana, el chico de 7 años ingresó este jueves al Materno Infantil tras ser trasladado en ambulancia desde Vivoratá. A la guardia del hospital llegó con una herida de arma de fuego en la cabeza, específicamente en la región frontal.

En ese marco, los médicos a cargo le practicaron maniobras de reanimación y tras una serie de estudios se confirmó que el nene presenta “lesiones cerebrales gravísimas, con laceración de seno longitudinal”. En ese sentido, fuentes del hospital precisaron que el proyectil no presentaba orificio de salida intracerebral y que en las últimas horas el menor atravesó una craniectomía descompresiva.

Tras los estudios y las intervenciones quirúrgicas, el nene quedó internado en la unidad de terapia intensiva “en coma farmacológico con asistencia respiratoria mecánica, con signos de hipertensión endocraneana y en gravísimo estado general”.

Según informaron fuentes judiciales, el accidente se habría producido ayer cerca de las 14,30 cuando el papá del niño realizaba trabajos de mantenimiento en el jardín de una casa ubicada en el barrio La Armonía y el menor quedó solo en el auto, donde encontró un revólver calibre 32 escondido bajo un asiento. En primera instancia, el padre del niño no tenía permiso de tenencia o portación del arma.

Ver más: , , , , , , , , , , ,


Comentarios