Sábado 27 de febrero | Mar del Plata
¡Seguinos!
16/10/2016

Sigue la búsqueda de la pareja acusada de matar a su bebé

Se trata de Lucía Sosa y Javier Picart, quienes tras conocerse la imputación por abuso sexual seguido de muerte desaparecieron. La pequeña tenía solo once meses y murió en el Materno Infantil. La autopsia confirmó el abuso.

Sigue la búsqueda de la pareja acusada de matar a su bebé
(Foto: ilustrativa / QUÉ Digital)

Pese al hermetismo con el que se maneja toda la información relativa a la causa, lo cierto es que por estas horas la policía busca intensamente a Lucía Sosa y Javier Picart, la pareja acusada de abuso sexual agravado seguido de muerte en relación al homicidio de su beba de tan solo once meses, que falleció el pasado lunes en el Hospital Materno Infantil.

De acuerdo a las primeras informaciones, Lucía Sosa –quien se encuentra nuevamente embarazada- y Javier Picart desaparecieron el viernes de su casa, poco después de que trascendiera que la fiscalía a cargo de María Isabel Sánchez había decidido investigar a la pareja, luego de que la autopsia confirmara el abuso sexual de la menor.

En concreto, por estas horas son intensas las tareas de búsqueda de la pareja, que a mediados de 2013 ya había atravesado problemas con la Justicia luego de que muriera otro de sus bebés, de alrededor de seis meses de vida, en circunstancias que no quedaron claras.

En cuanto a la muerte de la beba de once meses, la misma se produjo el lunes en el Hospital Materno Infantil, luego de tres días de internación, pero trascendió recién el viernes. Tenía once meses y registraba varios ingresos por distintos motivos al nosocomio. La autopsia que se le practicó al cuerpo confirmó lesiones en los órganos genitales de la beba y, por ese motivo, la fiscal ordenó la captura de la pareja, que se dio a la fuga y hasta este lunes no había datos acerca de su paradero.

UNA HISTORIA QUE NO ES NUEVA

Lucía Sosa y Javier Picart no son ajenos a los medios. Su historia trascendió a fines de 2014 cuando comenzaron a reclamar la custodia de tres de sus hijos, tras la muerte de una bebé de alrededor de seis meses en 2013. En ese entonces, la pareja tuvo el acompañamiento de la ONG En Red, que comenzó una campaña para reclamar que la Justicia de Familia volviera a poner a los niños al resguardo de sus padres.

En una entrevista con QUÉ, la pareja había denunciado “violencia y discriminación institucional”, dado que al momento de la muerte de la bebé los médicos aseguraron haber encontrado cocaína en la sangre de la pequeña, pero en cuatro autopsias no fueron hallados los rastros de esa sustancia.

De todas formas, algunos meses después -en octubre del año pasado- la Justicia emitió una resolución mediante la cual denegó la restitución de uno de los menores a la pareja al entender que existió una falta de cuidado en relación al niño y teniendo en cuenta “las pruebas médicas del fallecimiento de una hermanita, la que había sido internada con restos de cocaína en su sangre”.

En ese contexto, y al ser consultados respecto a esta resolución, desde la ONG confirmaron haber abandonado el patrocinio y acompañamiento de la familia durante 2015 al detectarse algunas situaciones de alarma -en especial relacionadas con Javier Picart- y al no poder brindarles la asistencia correspondiente. 

“En el curso del año 2015 tomamos conocimiento de posibles situaciones de violencia del padre de la niña fallecida hacia la madre de la misma; en ese momento instamos a la señora a tomar distancia y a efectuar la denuncia correspondiente como requisito fundamental para la continuidad del tratamiento: su negativa, su retractación posterior y su falta de compromiso con el abordaje propuesto, determinaron que no se continuara con la intervención ofreciendo la derivación a una sala municipal y comunicando esta decisión a al Equipo de casos complejos de la Municipalidad de General Pueyrredón), tal como consta en la historia clínica”, señalaron desde la ONG.

 

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , ,