Viernes 21 de junio | Mar del Plata
23/05/2022

“Comemos afuera”: elevan el proyecto para regular los decks y prevé el pago de tasas

El gobierno municipal presentó ante el Concejo la ordenanza con la que busca institucionalizar el programa que se inició en la pandemia. Los puntos más destacados.

“Comemos afuera”: elevan el proyecto para regular los decks y prevé el pago de tasas
(Fotos: archivo / Qué digital)

El gobierno municipal elevó este lunes al Concejo Deliberante el proyecto de ordenanza por medio del cual busca institucionalizar el programa “Comemos afuera” con la regulación de los decks instalados sobre las calles en comercios gastronómicos. Entre las principales novedades aparece que “estarán sujetos al pago de tributos” previstos en las ordenanzas fiscal e impositiva vigente, aunque para este año está habilitada la exención impositiva.

El gobierno municipal había adelantado durante la temporada de verano que trabajaba para institucionalizar el programa a través de una nueva ordenanza luego de los resultados positivos valorados tras su irrupción por la pandemia del coronavirus.

El programa fue implementado en la previa a la temporada 2020/2021 con el objetivo de ceder a los empresarios gastronómicos de determinadas zonas de la ciudad la posibilidad de extender sus instalaciones sobre el espacio público, puntualmente sobre las calles, para promover el uso de espacios ventilados en medio de la pandemia. La vigencia de esa norma fue prorrogada luego por el intendente Guillermo Montenegro un año más desde su vencimiento, es decir hasta el final de la temporada 2022.

Por eso ahora el gobierno elevó el proyecto de ordenanza con algunas actulizaciones en lo que hace a los requisitos y condiciones para la instalación de la infraestructura en las calles. “El Programa ‘Comemos Afuera’ es impulsado en el convencimiento que su aplicación que ha sido aceptada con beneplácito tanto por comerciante, como por ciudadanos locales y turistas se ha consolidado y requiere de su correspondiente normativa de aplicación”, sostuvo el gobierno.

Entre las principales novedades del proyecto de ordenanza que dispone la creación del programa “Comemos Afuera” -“destinado a generar y regular intervenciones en los espacios públicos existentes y nuevos espacios públicos con fines gastronómicos”- aparece un artículo que fija que los decks y los mobiliarios que se instalen sobre calzadas “estarán sujetos al pago de tributos que correspondan conforme las previsiones de las ordenanzas fiscal e impositiva vigente”.

De todas maneras, en el marco del tratamiento del Presupuesto 2022 el gobierno incorporó, por pedido de la oposición, como modificación en las ordenanzas fiscal e impositiva vigentes este año la exención del pago de derechos de oficina, de publicidad y propaganda y de derechos de ocupación o usos de espacios públicos en los casos de los “módulos gastronómicos“.

Leer también:

En lo que hace a la aplicación de la nueva normativa, en caso de que la ordenanza sea aprobada por el Concejo todos los locales gastronómicos interesados en ingresar al programa deberán solicitar su permiso y se otorgará 180 días corridos para la adecuación de los que ya fueron entregados en el marco del decreto vigente hasta el momento.

Entre otros puntos, el proyecto del gobierno prevé que la autoridad de aplicación será la Secretaría de Gobierno, desde donde se evaluará y otorgará los permisos correspondientes luego de que sea emitido un informe técnico por parte del Ente Municipal de Vialidad y Alumbrado. La dependencia dirigida por Santiago Bonifatti podrá autorizar “la ocupación permanente o semipermanente de calzadas, determinando las dimensiones, límites, demarcación y lugar exacto”.

El proyecto -tal como lo hizo el decreto vigente hasta ahora- crea una “Comisión Asesora y de Revisión” conformada por la Secretaría de Desarrollo Productivo, la Secretaría de Gobierno, el Ente Municipal de Vialidad y Alumbrado, la Secretaría de Obras y el Ente Municipal de Servicios Urbanos que puede ser convocada “a efectos de emitir informe sobre la oportunidad y conveniencia de las instalaciones de decks en calzadas solicitadas”.

El expediente además delimita que los permisos precarios podrán ser otorgados solamente a comercios habilitados para consumo en el lugar y que tengan  como actividad principal los rubros de gastronomía o heladería. Y puntualmente detalla que las solicitudes podrán ser “instalación de decks en calzada; proyectos en conjunto para cierre de calles; o proyectos especiales”.

También delimita que la solicitud podrá ser realizada por comercios ubicados en calles y no en avenidas y señala que cuanto a las dimensiones que en calles de 11 metros sin colectivos podrán ser de hasta 2,50 metros; en calles de 11 metros con colectivos de hasta 2,00 metros; y en calles de  9 metros con y sin colectivos también de hasta 2,00 metros.

Una vez entregado el permiso precario de instalación de decks, no se permite la utilización de mesas y sillas en veredas, entendiendo que estos espacios tienen como objetivo despejar las veredas para mejorar la circulación peatonal”, fija también el nuevo proyecto de ordenanza.

Y prevé que en todos los casos los decks “deberán estar montados sobre la calzada y en ningún caso extenderse por sobre la vereda”. También estipula que deben estar demarcados con mojones de cemento y delineadores plásticos. 

Entre otros detalles, el expediente prevé que las y los comerciantes en caso de querer incorporar algún tipo de iluminación adicional o sistema de calefacción “deberá presentar previamente por un profesional instalador matriculado un proyecto ajustado a la normativa vigente sujeto a la aprobación del área competente y de acuerdo con los parámetros establecidos” en función de los artefactos que están habilitados y los que no en el proyecto.

Asimismo, especifica que en las calles en las avance la proyectada “red de ciclovíasno se podrán instalar nuevos decks y que los ya instalados deberán ser removidos “al momento de comenzar la obra”.

Leer también:

SANCIONES

A partir de diversos excesos de la normativa cometidos a lo largo de la última temporada el proyecto también contempla los causales de caducidad de los permisos precarios a otorgar a los comerciantes ya que establece que los mismos “son pasibles de ser revocados sin que su revocación implique derecho a percibir indemnización alguna”

Entre los causales contempla “cuando para cumplir con los requisitos se hubiera realizado un convenio con terceros; cuando se detecten cambios en la estructura o elementos no autorizados; cuando se detecten incumplimientos en las restricciones; y cuando lo considere la autoridad de aplicación por razones de interés público”.

Como parte de las restricciones dispuestas aparece que las áreas gastronómicas sobre espacios públicos no deben interferir con accesos a estacionamientos o garajes, espacios de carga y descarga, estacionamientos reservados, espacios de contenedores de basura, espacios de otros locales gastronómicos y  rampas y sendas peatonales.

También fija que no podrán ubicarse a menos de cinco metros de los límites exteriores de establecimientos médicos, policiales, estaciones de bomberos, bancos, oficinas públicas y similares, a menos de cinco metros de lugares reservados para la detención de vehículos de transporte público, fuera de los límites del frente correspondiente al local habilitado y en zonas de alta siniestralidad o alto tránsito, salvo presentación de medidas paliativas.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

23/05/2022