Jueves 20 de junio | Mar del Plata
05/07/2015

Fernando Alí y un plan de gobierno “ideado para el vecino”

Es médico y director del PAMI. Decidió presentarse como candidato a intendente por el partido vecinal MAR. En una entrevista con QUÉ, habló de sus propuestas para combatir la crisis en salud, generar empleo y reducir la inseguridad.

Fernando Alí y un plan de gobierno “ideado para el vecino”
(Foto: Lucho Gargiulo)

Fernando Alí. El médico que conduce el PAMI en Mar del Plata desde hace casi seis años no descarta cerrar el 2015 con un triunfo electoral. Inició el año haciendo política y mediáticamente visible la situación crítica que expone el sistema de salud en la ciudad, pero las diferencias que quedaron expuestas a partir del conflicto del Emhsa lo hicieron descartar la posibilidad de competir dentro del Frente Marplatense con Gustavo Pulti. Hoy, es precandidato a intendente del partido vecinal MAR (Mirada Amplia Regional).

En base a su capacidad de gestión, está convencido de poder transformar realidades desde los cargos ejecutivos. La fórmula #Aliporta que había configurado con la exfuncionaria municipal Jorgelina Porta no prosperó en términos electorales. Sin embargo, Alí confía en el equipo de trabajo que hoy lo acompaña, guarda respeto y admiración por el trabajo de Porta, se nutre del apoyo de su familia que lo alienta en plena campaña y en una entrevista con QUÉ hizo foco en sus propuestas para abordar un tema que bien conoce, como la salud, pero también para trabajar sobre la inseguridad y la generación de puestos de trabajo.

-Todo indicaba en un principio que ibas a ser uno de los precandidatos dentro del Frente Marplatense…

-Este proceso viene desde hace más de dos años, antes de las elecciones legislativas. Habíamos definido armar un programa para el futuro gobierno municipal y ese armado tiene un programa que podría haberse expresado dentro del marco del Frente para la Victoria, pero no sucedió así porque a partir de la conformación del Frente Marplatense perdió cierta identidad tanto Acción Marplatense como el Frente para la Victoria. Vimos que se había privatizado la discusión política y no podemos compartir que el intendente diga que no hay un problema de salud en Mar del Plata, como manifestó cuando trascendió la situación del Emhsa. Eso fue una línea divisoria importante.

-¿A partir de esa división es que surge el espacio MAR?

-Nosotros preferimos usar un instrumento electoral vecinal que se llama Mirada Amplia Regional, que nos facilitaron fundamentalmente jubilados y vecinalistas. Claramente tenemos la vocación de pertenecer a un proyecto nacional, pero creemos que tenemos que ser un partido vecinal. Acción Marplatense es hoy el partido fuerte y dejó de ser el partido vecinal que fue.

-Desde lo personal, ¿qué te motivó a presentarte como candidato a intendente?

-Mi militancia viene desde la Universidad. Fui presidente del Centro de Estudiantes de Medicina en la Universidad Nacional de La Plata. ¿Por qué ahora? Porque me siento con energía, tengo experiencia de gestión, mi familia y el grupo de trabajo me acompañan y tenemos los equipos políticos armados.

-¿Qué te incentiva a dar el salto de PAMI al Ejecutivo municipal?

-Creo que desde el Municipio podemos hacer un montón de cosas que desde el PAMI no podríamos. Cosas sencillas. Desde los cargos ejecutivos es desde donde se pueden cambiar las cosas. Hay personas que tienen vocación de participar y aportar desde lo legislativo. Mi experiencia siempre ha sido en lugares ejecutivos, desde donde creo que se pueden transformar realidades. Por ejemplo, en Mar del Plata no se habla del boleto para los jubilados y eso se puede hacer. O de construir un completo Hospital Municipal, que también se puede. O de ponderar el trabajo de los equipos de salud de los CAPS, o de tener una historia clínica electrónica única. Esas son parte de nuestras propuestas. Hay mucho por hacer. Sin embargo mi intención no es vivir de la política. Soy médico y si tengo que estar en un consultorio lo hago. He hecho ambulancia, estuve en guardia…. es decir que la política no es algo en lo que participo para sostener mi trabajo. Pero desde donde podemos tener más perspectivas para transformar a Mar del Plata es en los cargos ejecutivos. La experiencia en PAMI me dio mucho. Cuando te ponés a charlar con la gente mayor el tiempo pasa más lento y ellos te cuentan sus problemas y los de su familia. Es enriquecedor saber escuchar.

Fernando Alí tiene 38 años, está casado y es padre de tres nenas. Nació en Hinojo, una pequeña localidad en el partido de Olavarría y tras estudiar medicina en la Universidad Nacional de La Plata desembarcó en Mar del Plata, donde desde el 2009 está al frente de PAMI. Está convencido de su capacidad de gestión en cargos ejecutivos y por primera vez se lanzó como candidato a intendente por el partido vecinal MAR (Mirada Amplia Regional), desde donde busca conducir los destinos del Municipio con un plan de gobierno ideado y centrado en las necesidades de los vecinos.

-Este año se visibilizó más que nunca la crisis de salud que existe en realidad hace tiempo en Mar del Plata…

-Este año se notó más porque se dieron algunas cuestiones en simultáneo, pero también porque nosotros salimos decididamente a visibilizar un problema que muchas veces estaba por lo bajo. Entre lo que decía Luis Barrionuevo sobre el Emhsa y luego el intendente Pulti que afirmaba que no había un problema de salud, si no decíamos que en Mar del Plata realmente había una emergencia sanitaria, como tantas otras cosas el tema se hubiese diluido y la gente se hubiese empezado a acostumbrar. Pero el tema tomó volumen y llegó a tener media sanción el proyecto de expropiación en la Cámara de Diputados. La situación de crisis está, no se puede negar y por eso nosotros impulsamos también la creación de un Hospital Municipal. La gente mayor es un tema que te lo remarca muchísimo y con justa razón.

SEGURIDAD

-En las actividades que debes compartir con adultos mayores, el tema de la inseguridad debe ser recurrente y central….

-Sí, porque es parte de la calidad de vida. Una persona mayor cuando se siente insegura, cuando baja el sol ya se empieza a aislar y trata de brindarse seguridad de manera individual, metiéndose adentro en la casa, guardándose. Muchos viven solos, sobre todo las mujeres. Nosotros lo que planteamos, que los jubilados lo conocen, es el policía de la esquina… con quien había respeto porque lo conocían. El tiempo cambió y la realidad también, pero la manzana medía lo mismo que mide ahora y los vecinos son los mismos. La diferencia es que había una programación de que la misma persona estaba en el mismo lugar y tenía identificación con el vecino.

-¿Creés que se soluciona con más policía?

-Con el problema de seguridad que tenemos en Mar del Plata se sigue convocando a que venga más policía de afuera y las fuerzas federales, creyendo que la cuestión visual es la que va a resolver el problema. Podés tener un montón de policías pero si no están preparados para hacer la tarea específica, no la pueden realizar.

-El próximo gobierno deberá hacerse cargo de la Policía local, ¿cómo analizás su próxima implementación?

-Pensamos en la capacitación y cambiaríamos la currícula que tiene la escuela municipal de policía. Concretamente los prepararíamos mucho más desde lo físico para reaccionar, para trabajar sobre la interceptación de vehículos y en lo que tiene que ver con la logística y la prevención. Pero a su vez blanquearíamos todas las cifras vinculadas a la inseguridad para que después no parezca que los índices van hacia abajo y que estamos mejor cuando cada vez hay más hechos de violencia. Y además el intendente tiene que ser el jefe de la policía. Esa es la ponderación política, no técnica. Pero después, más allá de la fuerza de seguridad, el tema tiene que ver con la calidad de vida, con el desarrollo, con el rol del Estado ante el primer hecho delictivo que comete una persona y también con la contención a las víctimas.

-¿Cómo creés que se debe trabajar sobre las adicciones y sobre el adicto en particular?

-La adicción es la pérdida de voluntad y de reconocimiento sobre el otro. Esto no lo digo yo, sino que consta en términos psicológicos, porque si a vos no te importa tu propia vida, ¿por qué te va a importar la del otro? Hay que trabajar sobre las adicciones con gente entrenada para resvolver el problema, no por la fuerza sino desde la comunicación. Debe haber personal para intervenir en mediación, hay que trabajar con la familia, con las víctimas. Hay que contener al adicto, hay que impulsar actividades deportivas y por eso nosotros planificamos la construcción de cinco nuevos polideportivos, porque creemos en la efectividad de los clubes de barrio.

La lista de concejales de Fernando Alí está encabezada por el psicóloco social Juan Carlos Stranges. El segundo lugar en la nómina lo ocupa la dirigente Celeste Lazo, mientras que el tercero es para Juan Pablo Erreguerena. Así quedó oficializada ante la Junta Electoral.

-¿Qué dice tu familia acerca de tu participación en política?

-Están contentas, me acompañan. Tuvieron que aprender a que suene el teléfono a cada rato o que los tiempos sean así. Con la salud los horarios son de una manera y con la política en parte también. Mi mujer me acompaña, aunque no es militante política pero sí hace varias actividades solidarias, por eso es importante para mí haber articulado mi vida en ese sentido y que ella comprenda y disfrute de lo que yo elegí.

DESEMPLEO

-En materia de empleo, ¿cuáles son tus propuestas para generar nuevos puestos de trabajo en la ciudad?

-Hay que aumentar la inversión en todo el cordón industrial. El Puerto es una cuestión clave y hay que darle acompañamiento a empresas para que levanten la producción, pero el eje es blanquear el pescado. Si nosotros no generamos un dispositivo municipal para blanquear el pescado, después nos vamos a seguir quejando de las cooperativas, de las obras sociales, de la falta de aguinaldo y todo lo que ya sabemos. Cuando tenemos reuniones en el Puerto y hablamos con fileteros, lo que te dicen es que cuando salen a la madrugada no saben si ese día van a tener trabajo o no. Viven del día a día y no saben si le van a poder dar de comer a su familia. Hay que blanquear el trabajo en el Puerto porque así se está denigrando al trabajador. Pero hay que avanzar también en el Mercado Concentrador y hay que crear una Dirección de Pesca en el Municipio, porque si bien mucho se resuelve en La Plata, Provincia o Nación, hay mucho que se puede trabajar y articular para resolver desde acá, por ejemplo a través de una Dirección de Pesca municipal.

-¿Y qué ocurre con aquellos que no quieren trabajar en el Puerto y tienen derecho a aspirar a otro tipo de empleo?

-Es fundamental incentivar la radicación de empresas nuevas en el cordón industrial. Pero hay que hacerlo cuidando la competitividad entre las empresas que llegan y las que ya están funcionando. Por eso nosotros proponemos radicar empresas con 50% de trabajadores nuevos y un cupo de empleo para mayores de 50 años. A los chicos les dicen que no tienen experiencia y a los adultos que son muy grandes, hay una gran contradicción. Y proponemos también una promoción de exención de impuestos para eso, porque cuando alguien no tiene trabajo, el Estado lo tiene que acompañar.

-Las mujeres son tal vez quienes más sufren esa realidad…

-Una de las propuestas que tenemos, de género, para mujeres jóvenes en edad fértil, embarazadas o con hijos menores de 6 años, es el mismo proceso de incentivo de disminución de impuestos para las empresas que las tomen. Ocurre que una mujer joven embarazada es muy difícil que consiga trabajo. Entonces esa persona no trabaja y tiene que utilizar el sistema público que está desbordado. Con la disminución de impuestos, el Estado no debe hacer la inversión en asignaciones, la persona se dignifica porque gana dinero con su trabajo, la empresa aumenta su producción y esa es la gestión inteligente. De esa manera bajamos el desempleo, ahí tiene que estar el Estado, cerca del vecino, que es para quien ideamos este plan de gobierno.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

05/07/2015