Caso Thomás Pérez: “Venimos estigmatizados de toda la vida”

La familia del adolescente que fue asesinado en 2014 por un policía de civil manifestó su descontento luego de la Justicia confirmara el sobreseimiento del efectivo, quien dijo haber actuado en legítima defensa.  

21/10/2018
Caso Thomás Pérez: “Venimos estigmatizados de toda la vida”
(Foto: Ilustrativa / QUÉ Digital)

Pese a que la resolución tiene fecha de julio de este año, esta semana se conoció que el Tribunal de Casación Penal confirmó el sobreseimiento de Santiago Pérez, el policía de civil que en diciembre de 2014 asesinó al joven Thomás Pérez, de 17 años, en lo que según declaró fue un intento de robo.

Al tomar conocimiento de la novedad, los familiares del adolescente -quienes siempre sostuvieron que trató de un caso de gatillo fácil- manifestaron su descontento por lo sucedido, cuestionaron al abogado que los representa por no haberlos notificado y advirtieron: “Somos gente de clase baja, que venimos estigmatizados de toda la vida por habernos criado en una villa”.

Thomás Pérez fue asesinado el 19 de diciembre de 2014 cuando el policía Santiago Pérez -quien se encontraba fuera de servicio- le propinó un disparo, que entró por la espalda, le perforó el abdomen y terminó con su vida. Según declaró el policía al defenderse, actuó en legítima defensa porque la víctima, junto a su hermano de 15 años, quiso robarle la moto cuando se encontraba en la zona de Mendoza y Gascón. Sin embargo, la postura de la familia siempre fue que se trató de un caso gatillo fácil.

En ese marco -y tras numerosas idas y vueltas en el ámbito judicial-, luego de que en diciembre de 2017 la Cámara de Apelaciones y Garantías en lo Penal sobreseyera a Santiago Pérez en la causa al considerar que el efectivo actuó en legítima defensa al disparar -en al menos cuatro oportunidades- contra el adolescente y su hermano cuando intentaron robarle la moto, finalmente en julio de este año el Tribunal de Casación Penal confirmó el sobreseimiento del policía.

Al respecto, la familia de Thomás Pérez cuestionó al abogado Verdi por no haberlos notificado de la resolución, que tiene fecha del 07/07/18, y que recién fue conocida por la familia cuando se comunicaron telefónicamente al Tribunal de Casación de La Plata para conocer los avances de la causa. “Siento mucha impotencia porque confié en un defensor particular una causa a favor nuestro en un 97%”, cuestionó Yésica Maldonado, hermana de la víctima.

En ese sentido, y tras enumerar las “irregularidades” en la causa y las medidas de prueba favorables en relación a la hipótesis vinculada con el gatillo fácil, Yésica se mostró molesta por el resultado del proceso judicial.

“Hay otra instancia, la Corte Suprema de Justicia Bonaerense, pero somos pobres, no tenemos los miles que piden en la Corte para apelar. Y a esto nos llevan estas causas, al desgaste, a saber que somos gente de clase baja, que venimos estigmatizados de toda la vida por habernos criado en una villa, y por no ser lo que ellos -los de arriba- quieren que seamos: asesinos o políticos (para no decir chorros) y terminar así: o presos, con causas armadas, o “suicidados” en el SPB”, criticó.

Finalmente, y tras agradecer el apoyo de distintas organizaciones de la ciudad, la hermana de Thomás Pérez dijo sentir que “pecó de ingenua” durante estos años y completó: “Hasta acá llegó nuestra lucha, ya no hay otra instancia para apelar, perdimos todo, no hay forma de volver hacia atrás, no de mi parte, y en lo judicial muchísimo menos, porque como aclaré, llegamos a todas las instancias posibles, y no se pudo, por algo que se presentó mal. Fue simplemente eso”.

 ¿LEGÍTIMA DEFENSA O GATILLO FÁCIL? 

En estos cuatro años, la causa estuvo signada por numerosas contradicciones, incluido un cambio de fiscal, el cambio en la carátula, la incorporación de testimonios y nuevas medidas de prueba, la adhesión de la fiscalía al pedido de sobreseimiento de la defensa del acusado y  la elevación a juicio de la investigación por el delito de “homicidio y lesiones leves con exceso en la legítima defensa”, algo que fue apelado por la defensa del policía, a cargo de Adelina Martorella.

En ese contexto, en diciembre del año pasado los jueces de la Cámara de Apelaciones y Garantías en lo Penal consideraron que el accionar del policía estuvo enmarcado dentro de lo que jurídicamente se considera como legítima defensa.

En concreto, para los jueces quedó probado que los hermanos Thomás y Leandro Pérez, estando armados, intentaron robarle la moto al efectivo, quien se vio “en peligro” y para defenderse efectuó cuatro disparos, uno de los cuales ingresó en la región dorso lumbar del cuerpo de la víctima y terminó con su vida.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Comentarios