Miércoles 30 de septiembre | Mar del Plata
¡Seguinos!
16/07/2019

Centro de Formación Integral N°1: entre el frío y planes de contingencia

La institución educativa de Rawson y San Luis registra problemas con la calefacción desde 2013, los cuales se agudizaron desde 2016 con la rotura de la única caldera y la continuidad pedagógica se ve seriamente afectada.

Centro de Formación Integral N°1: entre el frío y planes de contingencia
(Foto: archivo)

La comunidad educativa del Centro de Fromación Integral N°1 “Martín Miguel de Güemes” comenzó hace menos de un mes un nuevo “plan de contingencia” para garantizar la continuidad pedagógica ante un nuevo invierno con problemas para calefaccionar las aulas: registran inconvenientes desde 2013 y su situación se agravó desde hace dos años cuando dejó de funcionar la única caldera que tenían.

Entre el frío y planes de contingencia recurrentes: así pasaron al menos los últimos dos ciclos lectivos los alumnos del CFI N°1, donde muchos de los que concurren son personas con discapacidad y sus planes de estudio se ven seriamente afectados.

Según indicaron los padres, ante la falta de avances en el arreglo de las calderas del edificio, el plan de contingencia consiste en calefaccionar sólo algunas de las aulas del lugar con estufas eléctricas provistas por los profesores, cursar en horario reducido e incluso en otros establecimientos.

Ante esta situación, aseguran que la propuesta del Consejo Escolar es trasladar algunos cursos a la Escuela Primaria N°58, la cual está ubicada a cinco cuadras del lugar, pero al no poder trasladar hasta allí las maquinarias que utilizan para estudiar, la única posibilidad que les queda es resignar talleres para cursar allí materias pedagógicas.

asamblea padres centro de formacion integral n1

Padres y madres del Centro, reunidos en asamblea.

Los directivos explicaron que el edificio está alquilado desde 2013, pero allí nunca funcionó más de una caldera, cuando para abastecer debidamente al edificio se necesitan -dicen- al menos tres. Incluso, a lo largo de los años esa única caldera debía ser reparada periódicamente y desde 2016 no funciona: se rompió y nunca fue reparada.

Tras ello, en 2017 empezaron a realizar planes de contingencia por el frío, en los cuales los alumnos del turno mañana asistieron a la Escuela N°58 durante dos meses. En 2018, nuevamente se implementó el plan, que consistió en cursadas alternadas entre el nivel básico y superior en forma semanal.

“En el presente ciclo lectivo pese a todas las gestiones realizadas, desde el 25 de junio nuevamente debió implementarse plan de contingencia por el frío. Los alumnos concurren  solo 4 horas, evitando los horarios de frío más intenso y garantizando el servicio alimentario. Se utilizan solo 4 salones de planta baja, calefaccionados con estufas eléctricas aportadas por los docentes”, indicaron desde la dirección.

En consecuencia, los padres y madres presentaron una nota ante el Consejo Escolar para exigir respuestas. “El Consejo no da la cara. Ningún responsable de cargos políticos recibió a los padres la semana pasada. Para lo único que viene es para dar un plan de contingencia, que es que los pibes vayan a otro edificio con todo lo que conlleva para una de los sectores educacionales más vulnerables como los chicos con discapacidad”, sostuvo Fernando, padre de uno de los alumnos.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,