Miércoles 25 de noviembre | Mar del Plata
¡Seguinos!
18/05/2016

“El factor común en los violadores es la reincidencia”

Tras la detención del acusado del abuso en Playa Los Lobos, quien ya tiene una condena por otro hecho similar, desde la ONG En Red repararon en las falencias del abordaje judicial y en el perfil de los abusadores: “Actúan con conciencia y lo volverían a hacer”.

“El factor común en los violadores es la reincidencia”
(Foto: archivo / QUÉ Digital)

La detención de un hombre acusado de haber violado a una joven en Playa Los Lobos no solo representó un avance significativo para la investigación judicial, sino que fue un nuevo llamado de atención al Poder Judicial. Es que, no es la primera vez ni será la última, y son muchos los casos en los que un violador vuelve a cometer el mismo delito, amparado por el propio sistema judicial que lo libera sin tener en cuenta su accionar.

“El factor común en los violadores resulta ser la reincidencia”, resume Patricia Gordon, psicóloga y titular de la ONG En Red, respecto al comportamiento de este tipo de personas y la necesidad imperiosa de que la Justicia modifique su accionar ante las violaciones o abuso sexuales, en especial para darle respuestas y contención a las víctimas. Justamente en ese contexto, el próximo jueves comenzará un grupo terapéutico para mujeres víctimas de abusos y violencia.

Para Gordon -de amplia trayectoria en el acompañamiento de víctimas y el tratamiento de la temática y quien el próximo jueves estará a la cabeza de – los violadores “no sienten culpa, no hay arrepentimiento, actúan con conciencia y lo volverían a hacer”. En ese sentido, y tras la detención de César Rubén Galera, la especialista recordó el caso de Cluadio Napolitano, quien el año pasado fue condenado a 35 años de prisión por siete violaciones y ya contaba con una condena previa por el mismo delito.

“Si bien en ese caso se había tratado de violaciones sistemáticas, el factor común en los violadores resulta ser la reincidencia. No nos olvidemos que Napolitano había cumplido una condena y sido beneficiado por el 2×1. Y así hay muchos otros casos, se les da una condena y salen por buena conducta”, graficó.

Sobre la psiquis de los abusadores, para Gordon es importante tener en cuenta que no actúan como ciudadanos comunes y que no se trata de un delito menor. “Esto refleja, más allá de los derechos de las personas, que la Justicia desconoce cómo funciona la psiquis de un violador”, expuso y dijo que en tanto el Poder Judicial no incorpore una lectura que tenga en cuenta otros aspectos, no habrá cambios sustanciales.

“Los violadores no sienten culpa, no hay arrepentimiento, actúan con conciencia y lo volverían a hacer”, sostuvo y dijo que en el caso de Galera, la Justicia “le abrió la puerta para que pueda segur violando”. Consultada respecto a cómo sería posible impulsar otro abordaje del Poder Judicial en este tipo de casos, Gordon reparó en las estadísticas, la realidad y la teoría.

“Hay estadísticas, que indican que estas personas generalmente reinciden; la realidad nos demuestra eso también y la teoría que estudia las conductas, las reacciones y las modalidades vinculadas avala el hecho de que hay estructuras psíquicas que están del lado de la perversión y que es una estructura inamovible”, detalló, en cuanto al perfil de los abusadores.

FALTA DE ÉTICA Y ROL JUDICIAL

En esa misma línea, la profesional se refirió a que en este tipo de conductas “no hay una dimensión ética”. “Eso que parece tan simple no funciona en el psiquismo de estas personas de la misma manera. Por eso es lógico que cuando estén en sociedad tengan estas conductas nuevamente. Y la realidad nos demuestra esto”, advirtió.

Finalmente, y en lo que hace al rol de los funcionarios judiciales a cargo de tomar las decisiones, para Gordon es necesario que, más allá de la mirada jurídica, se tengan en cuenta otras variables. “Se deberían contemplar otras miradas como la sociología o la antropología, que son disciplinas que estudian los comportamientos de las personas”, propuso, antes de completar: “No sirve pensar que si un abusador tenía buena conducta en la cárcel no va a seguir violando”.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , ,