Jueves 01 de octubre | Mar del Plata
¡Seguinos!
31/10/2019

Pases estudiantiles: sin cuestionamientos para Costa Azul y con críticas a la oposición

Tras anunciar un acuerdo, el secretario de Gobierno, Alejandro Vicente, defendió la falta de acción previa del Municipio, cargó contra el kichnerismo y evitó criticar la decisión de la firma Costa Azul.

Pases estudiantiles: sin cuestionamientos para Costa Azul y con críticas a la oposición
(Fotos: Qué digital)

Luego de los momentos de tensión y forcejeos que se vivieron el martes en el Municipio, este jueves el secretario de Gobierno, Alejandro Vicente, -acompañado por el subsecretario de Transporte, Claudio Cambareri- fue el encargado de anunciar el acuerdo para que hasta fin de año se devuelvan los pases estudiantiles gratuitos a alumnos de Mar del Plata que concurren a escuelas de localidades vecinas y que habían sido quitados unilateralmante por decisión de la empresa Costa Azul – 12 de Octubre, encabezada por Juan Inza.

Y en su anuncio, Vicente intentó relativizar la falta de intervención previa del gobierno municipal, evitó cuestionar a la empresa que quitó unilateralmente el beneficio con el que antes contaban los alumnos, cargó contra la oposición a la que acusó de querer “escrachar y no buscar soluciones” y terminó por reconocer que el conflicto se desató, juntamente, cuando Inza se hizo cargo de las líneas que previamente explotaba El Rápido del Sud y que respetaba el derecho de los estudiantes.

La primera referencia que hizo Vicente estuvo vinculada con los momentos de tensión que se vivieron el martes, cuando los padres de los alumnos afectados luego de meses de reclamo fueron invitado a participar a la comisión de Educación del Concejo Deliberante, donde también habían sido convocados el subsecretario de Transporte y Tránsito municipal, Claudio Cambareri, el director de Transporte de la Provincia de Buenos Aires, Claudio Rifourcat, el presidente de la empresa, Juan Inza.

“La comisión de Educación no había convocado a la Secretaría de Gobierno, no había hecho ninguna convocatoria, creo que fueron más los conflictos que las búsqueda de soluciones y a partir de ese incidente nos pusimos junto al subsecretario de Transporte, Claudio Cambareri y el equipo en comunicación directa con la Subsecretaría de Transporte de la Provincia”.

Ante la consulta de Qué digital respecto a que sí había sido invitado Cambareri -que estaba a su lado- y no había asistido, el funcionario intentó defender: “La Secretaría de Gobierno no había sido convocada. Yo soy secretario de Gobierno y a mí nadie me convocó y a mí me agredieron y me insultaron por eso les pregunté qué necesitaban. La Subsecretaría de Transporte del Municipio no era quien tenía que estar convocada, tenía que estar convocada la Subsecretaría de Transporte de la Provincia”, pese a que esta última también había sido citada, y no envió a ningún representante.

En este marco, Vicente dijo quere “agradecer a los concejales que realmente asumieron el compromiso de trabajar junto a las personas involucradas”, como al concejal que preside la comisión, Mario Rodríguez.

Asimismo, el funcionario consideró que el conflicto “podría haber resuelto antes” aunque afirmó que recién el martes entre medio de la tensión tomaron conocimiento de la situación, definción que llamó la atención teniendo en cuenta las diversas medidas de protesta que para entonces ya habían realizado las comunidades educativas y que incluso este mismo problema se había dado con la comundad educativa de una escuela de El Boquerón y el gobierno local había anunciado una solución para ellos.

Además, Vicente aprovechó la oportunidad para cuestionar a la concejal de Unidad Ciudadana, Marina Santoro, y a la consejera escolar, Eva Fernández, que estuvieron presentes el martes.  “Que quede bien en claro que aquellas concejales que estuvieron buscando funcionarios para que se les de una respuesta como también la consejera escolar que ese día estuvo transitando los pasillos de esta Municipalidad hoy no están presentes, no estuvieron ayer en la reunión. Utilizaron una situación de conflicto para llevar a cabo algún tipo de rédito político. Lo reitero, las soluciones se buscan con gestiones, no con atajos de tipo político porque eso no lleva a darle solución a la gente”, cuestionó.

Por último, y ante la consulta periodísticas que apuntaba a la resposabilidad de la empresa Costa Azul – 12 de Octubre ya que el conflicto se inició cuando se hizo cargo de los recorridos, Vicente evitó lanzar cuestionamientos contra ese sector y solo refirió: “Lo que ha sucedido es muy simple: cuando se hace el cambio de empresa no se acuerdan todas las consecuencias que tenía el funcionameinto y, de ese modo, no se podía exigir que el 1 de noviembre (los alumnos) tengan la gratuidad”.

EL CONFLICTO

El reclamo de las comunidades educativas de distintos barrios del sur de Mar del Plata y Batán cumplió varios meses: precisamente comenzó en mayo, cuando el traspaso de los servicios de la empresa El Rápido del Sud-Montemar a la empresa 12 de Octubre-Costa Azul, dejó sin boleto gratuito a los y las estudiantes de escuelas subvencionadas por el Estado.

No obstante, a pesar de las protestas realizadas a lo largo de los meses, el conflicto se agudizó en las últimas semanas luego de que la empresa informara a los usuarios que desde este 1 de noviembre también se recortaría el beneficio para todos los estudiantes de escuelas públicas.

Los principales afectados eran los alumnos que, por cercanía o falta de opciones, concurren a escuelas de General Alvarado a través de las líneas 233, 212 y 259, desde barrios como Acantilados, Playa Chapadmalal, Santa Isabel o San Eduardo. Cabe aclarar que, entre ellos, los estudiantes de escuelas públicas iban a seguir teniendo el boleto gratuito en la línea 221 (rosa y celeste), la única que mantendría el beneficio por decisión de la empresa.

El resto, los alumnos de los barrios ubicados en inmediaciones de la Ruta 88 como El Boquerón, Estación Chapadmalal, Colina Alegre o la ciudad de Batán, al no tener otra opción, quedarían obligados a pagar el boleto normal, con un descuento del 20%: así debían pasar a abonar entre 35 y 90 pesos por viaje, según los casos.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,