Martes 30 de noviembre | Mar del Plata
¡Seguinos!
31/01/2017

Empresarios contra las costureras por denunciar trabajo en negro

Desde la Cámara Textil emitieron un comunicado en el que dicen tener un “sostenido compromiso por desalentar y combatir la informalidad laboral”. Y acusan al Sindicato Argentino de Trabajo a Domicilio Textil de no tener personería gremial.

Empresarios contra las costureras por denunciar trabajo en negro
(Foto: ilustrativa / QUÉ Digital)

Desde su formación en mayo del año pasado el Sindicato Argentino de Trabajadores y Trabajadoras a Domicilio Textiles y Afines impulsa numerosas acciones de reclamo y denuncia del trabajo en negro que afecta al sector. Y desde la cámara que nuclea a los empresarios de la industria textil salieron a responderles con un comunicado en el que dicen tener un “sostenido compromiso por desalentar y combatir la informalidad laboral” y acusan al sindicato de no tener personería gremial ante el Ministerio de Trabajo.

En Mar del Plata, el Sindicato Argentino de Trabajadores y Trabajadoras a Domicilio Textiles y Afines estima que hay más de cuatro mil costureras y costureros “escondidos”, que trabajan para grandes empresas en negro y de forma precarizada, por sumas cuasi irrisorias y en condiciones laborales sin regulación. A modo de ejemplo, una campera que cuesta arriba de $4000 se paga entre $60 y $100 y una remera, de esas que se consiguen por alrededor de $100, se paga menos de $15.

A partir de las distintas protestas llevadas adelante por las trabajadoras del sector y de las denuncias, desde la Cámara Textil aseguraron que “a través del continuo diálogo con organismos oficiales y entidades gremiales legalmente reconocidas, el asesoramiento brindado a nuevos emprendedores y mediante la actividad desarrollada por su escuela de capacitación, mantienen un sostenido compromiso por desalentar y combatir la informalidad laboral dentro del sector”.

En este sentido, dijeron que “desde hace tiempo” mantienen “periódicas reuniones” con el Ministerio de Trabajo de la Nación y de Provincia al igual que con los gremios Asociación Obrera Textil de la República Argentina (AOT) y el Sindicato de Empleados Textiles de la Industria y Afines (SETIA). En este punto,apuntaron al Sindicato Argentino de Trabajo a Domicilio Textil y Afines por “no poseer personería gremial acreditada por parte del Ministerio de Trabajo”.

Por otro lado, y en cuanto a los cuestionamientos en sí sobre el trabajo precarizado en el sector, desde la Cámara sostuvieron que “el trabajo en negro, generalmente asociado a otro tipo de irregularidades, es una práctica que merece nuestra más clara condena“. Por ese motivo, señalaron que realizan aportes por mejorar la legislación existente en la materia al participar de los debates sobre eventuales mejoras en la Ley 12.713, sancionada en la década del ’40.

“Convoca a quienes integran el autodenominado Sindicato Argentino de Trabajo a Domicilio Textil y Afines a interiorizarse sobre los pormenores de la actividad ya que lejos de beneficiarse con una “ganancia extraordinaria” las empresas legalmente establecidas afrontan costos e impuestos que no forman parte de los gastos que evaden los talleres clandestinos”, cerraron el comunicado los empresarios.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,