Sábado 26 de septiembre | Mar del Plata
¡Seguinos!
24/07/2019

Fumigaciones: empezó el diálogo entre asambleístas y el Municipio

A la espera de la sentencia de la Suprema Corte en torno a las fumigaciones, desde la Asamblea Paren de Fumigarnos y el Municipio iniciaron el ida y vuelta para elaborar un nueva ordenanza.

Fumigaciones: empezó el diálogo entre asambleístas y el Municipio
(Foto: ilustrativa / vecinos de Colina Alegre)

Con el foco en la elaboración de una nueva ordenanza que contemple las necesidades de cada uno de los actores, la Asamblea Paren de Fumigarnos y la Municipalidad comenzaron el proceso de diálogo mientras esperan por la sentencia de la Suprema Corte en torno a la constitucionalidad de una ordenanza municipal que busca permitir las fumigaciones a menos de 1000 metros de los centros urbanos.

La medida cautelar que deja sin efecto los artículos de la norma que permiten las fumigaciones en el partido de General Pueyrredon rige desde 2014, por lo que mientras la Municipalidad debe controlar que se cumpla esa distancia establecida previa a la ordenanza –sobre todo después de la última audiencia en la Corte bonaerense-, ahora también debe trabajar codo a codo con los asambleístas para la redacción de una nueva –la tercera- ordenanza.

Al respecto, Jorge Picorelli, integrante de la Asamblea, confirmó que ya enviaron un primer boceto de la ordenanza que buscarán consensuar con el gobierno. Sin ir más lejos, a grandes rasgos, buscan mejorar la calidad de vida de marplatenses y batanenses a través del resguardo de la salud, adaptar el sistema municipal de salud y también un cambio de base en los procesos productivos.

“Empezó el diálogo, que es escrito, como habíamos acordado con la Municipalidad. Teníamos plazo por diez días para presentarlo a la Corte pero ahora ese plazo se prolongó por la feria judicial. Entonces vamos a tener como 15 días para ir y pedirle que prorrogue la sentencia por 20 días más”, comezó Picorelli, en diálogo con QUÉ Digital y mencionó que “van a ir retocando” el escrito hasta enviárselo a los jueces.

“Lo que nosotros les pedimos es que se tenga en cuenta el tema de la salud, que se hagan controles epidemiológicos, que sea obligatoria la ficha que se llena en las salitas cuando llega un paciente sospechoso de haber sido intoxicado para que tenga rigor estadístico. Que se respete y se controlen los 1000 metros y que se convoque a toda la comunidad para charlar sobre la nueva posible ordenanza entre todos porque somos todos los afectados: habitantes, consumidores, los que vivimos cerca, los pequeños productores. Después llegarán los temas más específicos”, comentó.

 “LOS LABURANTES DE LA TIERRA NO TIENEN NINGÚN TIPO DE APOYO” 

La ordenanza buscará, además, contemplar la necesidad de un cambio de base en la producción y consumo de alimentos para mejorar la calidad de vida de los ciudadanos y es por eso que para la asamblea, es vital la participación y el incentivo a los pequeños productores y productoras.

Los laburantes de la tierra no tienen ningún tipo de apoyo. En una reunión que tuvimos con Arroyo por el programa de las huertas en los barrios, participó la asamblea, gente del INTA y la Unión de Trabajadores de la Tierra (UTT). Le dijimos que nosotros sabíamos de eso, que hay mucha gente que tiene huertas comunitarias. Les dijimos que, si hay tierras fiscales, que nos las den para trabajarlas y hacemos un  convenio. Pero dijo que no quería “cosas políticas” y acá estamos Eso queremos que se tenga en cuenta también en la nueva ordenanza”, cerró Picorelli.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,