Sábado 21 de mayo | Mar del Plata
¡Seguinos!
06/01/2022

La tercera ola de covid-19, en el trabajo: el impacto de los aislamientos en Mar del Plata

En medio del aumento exponencial de los casos, el sector privado y también el público sufren las bajas en el personal, incluso con conflictos laborales.

La tercera ola de covid-19, en el trabajo: el impacto de los aislamientos en Mar del Plata
(Fotos: Qué digital)

La tercera ola de coronavirus hace que día a día crezcan los casos confirmados y también los activos, aunque sin un correlato en las internaciones. Sin embargo, el impacto de esta oleada de contagios se da principalmente en las distintas actividades productivas y de servicios públicos, ante la necesidad de cumplir aislamientos y los conflictos que surgen en términos salariales.

Cómo impactan en el sector público y en el privado los aislamientos de trabajadores y trabajadoras por contactos estrechos o casos confirmados de covid-19, más allá de los anuncios del gobierno nacional enfocados en reducir los tiempos de confinamiento. Un repaso por los el sistema sanitario, colectivos, la gastronomía, la seguridad en playas, seguridad y la industria pesquera.

RECOLECCIÓN DE BASURA

Uno de los primeros sectores donde esta semana comenzó a verse una merma en la prestación del servicio fue en la recolección de basura. El lunes comenzaron a llegar al Municipio los primeros reclamos, fundamentalmente a través de la línea 147, y desde el Ente Municipal de Servicios Urbanos (Emsur) estimaron que para este jueves la operatoria iba volver a quedar 100% operativa.

“Hubo un brote en la empresa (9 de Julio) lo que generó que algunos servicios se vean afectados, pero a raíz de algunos esquemas de refuerzo se pudo resolver”, declaró el titular del Emsur, Sebastián D’Andrea, en diálogo con Telefé Mar del Plata y explicó que la situación afectó principalmente a barrios de la zona norte de la ciudad ya que hubo “equipos completos” que tuvieron que aislarse ya sea por ser casos positivos o contactos estrechos. “Fue más de lo que la empresa esperaba por eso tardó algunas horas más en resolverlo”, sostuvo el funcionario.

Leer también:

SALUD

La primera línea de batalla contra la pandemia, el personal de salud, como en cada ola, es de los sectores más afectados. Así se puede ver observando lo que sucede en los efectores provinciales de salud: solo en el Hospital Materno Infantil, hasta este miércoles había 120 trabajadores aislados entre casos positivos y contactos estrechos, y en el Hospital Interzonal ese número ascendía a 130.

Por su parte, en el Hospital Houssay, dependiente del Programa de Atención Médica Integral (PAMI), se tenía registro de al menos unos 85 trabajadores aislados. En todos los casos, según pudo saber Qué digital, el número de bajas oscila entre el 10% del personal, aunque va en aumento. 

INDUSTRIA DEL PESCADO

Si bien buena parte de los frigoríficos con trabajadores nucleados en el Sindicato Obrero de la Industria del Pescado (SOIP) se encuentran cerrados por vacaciones, en algunos de ellos la actividad sigue y está siendo afectada por la tercera ola, tanto en la salud de los trabajadores como en sus bolsillos.

Adolfo Echeverría, secretario adjunto del SOIP, reconoció que la industria está pasando un momento complicado en este sentido, con una buena cantidad de contagios y de contactos estrechos en el sector.

Al respecto, aclaró que si bien a quienes dan positivo en covid-19 y son debidamente registrados en el Sistema Integrado de Información Sanitaria Argentino (SISA) sus sueldos pasan a ser cubiertos por la aseguradora de riesgos del trabajo, en el caso de los contactos estrechos “está más complicado” ante la negativa a pagar por los días aislados por parte de las patronales.

Leer también:

GUARDAVIDAS 

La situación también repercute entre el cuerpo de guardavidas y surgió públicamente con una polémica luego de que desde la Unión de Guardavidas Agremiados (UGA) deslizaran el pedido de que los contactos estrechos sin síntomas concurrieran a trabajar de todas maneras, por fuera de la normativa sanitaria vigente, lo cual generó el rechazo del otro sector gremial como el Sindicato de Guardavidas y Afines de Mar del Plata.

“Hoy por hoy casi todos somos ‘contacto estrecho’ de alguien o tenemos covid. Para que el operativo logre cumplir con los parámetros de los protocolos de la anterior etapa de esta pandemia, necesitaríamos 750 o más guardavidas suplentes para cubrir a todo el operativo. Es momento de bancar al máximo. Jefes, guardavidas, suplentes, todo está a full y cubriendo al límite nuestros puestos. Solo aquellos que la fuerza física o la voluntad los prive de ir a trabajar deben ser reemplazados. Cuidemos fundamentalmente nuestra salud y la de los compañeros de casilla, tomando distancia y solo compartiendo los rescates, salvando vidas y arriesgando las nuestras”, publicaron desde la UGA.

Por su parte, desde el sindicato difundieron un comunicado firmado por su secretario general, Néstor Nardone: “Es una irresponsabilidad pedir que contactos estrechos bajen a las playas a trabajar”, afirmó. “Desde nuestro sindicato queremos que se cumplan con los protocolos que dispuso el Ministerio de Salud de la Nación y la Secretaría de Salud municipal. Buscamos cuidar no solamente al afiliado sino también a marplatenses y turistas. El sindicato no va a permitir que ningún compañero con covid o contacto estrecho vaya a trabajar. Es una irresponsabilidad proponerlo y además va en contra de las medidas sanitarias vigentes”, planteó el dirigente y señaló: “Contamos con el apoyo del Municipio que acata todos los protocolos sanitarios vigentes”.

Leer también:

GASTRONOMÍA

En el universo gastronómico, el incremento de los trabajadores contagiados y aislados alcanza los 3.500 trabajadores, según los relevamientos realizados por el sindicato de Gastronómicos (Uthgra).

“Está muy complicado. No han habido grandes conflictos pero en un porcentaje muy alto se han respetado los aislamientos y se ha controlado la situación”, expresó al respecto el secretario general Pablo Santín, y aseguró que el nivel de acatamiento a las disposiciones sanitarias es “alto”.

De todos modos, deslizó que existieron casos aislados en los que hubo intensiones al incumplir con las medidas, aunque rápidamente fueron solucionados a partir de la intervención del gremio que conduce.

COLECTIVOS

La tercera ola también afecta al servicio de colectivos de General Pueyrredon, que todavía sigue teniendo frecuencias limitadas y, en plena temporada, hace que el hacinamiento en las unidades sea mayor.

 

Así, desde la Unión Tranviarios Automotor reportaron hasta este jueves que había al menos 80 choferes y trabajadores de los talleres que no estaban prestando servicios, 68 por ser casos positivos de coronavirus y 12 de ellos por ser contactos estrechos.

De ese total, cinco positivos fueron registrados en los talleres y seis pertenecen a la empresa Batán, en tanto que cinco a las distintas líneas de la empresa Costa Azul, que une distintas localidades de la zona.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,


Comentarios