Miércoles 25 de mayo | Mar del Plata
¡Seguinos!
03/06/2020

#NiUnaMenos: cinco años de lucha, también en las calles y a pesar de la pandemia

Familiares de Lucía Pérez encabezaron un acto en Tribunales y en el centro, donde remarcaron la necesidad de seguir visibilizando y luchando activamente contra la violencia machista.

#NiUnaMenos: cinco años de lucha, también en las calles y a pesar de la pandemia
(Fotos: Qué digital)

Al cumplirse cinco años de la primera movilización bajo el lema “Ni una menos”, familiares de Lucía Pérez llevaron adelante una jornada de visibilización que incluyó una concentración en Tribunales y un acto en el Monumento a San Martín, desde donde Marta Montero habló a las mujeres, disidencias y organizaciones que la acompañaron: remarcó la necesidad de seguir visibilizando todas las aristas de la violencia de género y, también, las instituciones que siguen sin adoptar medidas suficientes para abordarla o condenarla.

Este miércoles se cumplieron cinco años de la primera masiva movilización feminista que, desde entonces, se replica año a año contra a violencia de género. Esta vez, si bien la pandemia de coronavirus impidió que las manifestaciones se realicen con normalidad y algunas organizaciones decidieron visibilizar desde la virtualidad, los familiares de Lucía Pérez decidieron salir a la calle.

Ya no me asusta más nada, no me detiene más nada y no me calla más nada, ni un barbijo ni un distanciamiento social. De última vendré, me pondré alcohol en las manos, un distanciamiento como lo hicimos, un barbijo y saldré. Pero si tengo que salir sola saldré sola. Pero este grupo de mujeres tan lindo que somos salen y me acompañan, están y me ayudan, y estamos juntas. He salido a luchar, por nuestras mujeres, por las que nos han matado y por las que desgraciadamente siguen matando. No podemos quedarnos calladas, en nuestras casas, más allá de que este sea un momento difícil de una pandemia, pero es así”, expuso Marta Montero en diálogo con Qué digital.

Después de haber realizado una intervención en Tribunales, donde debería haber tenido justicia Lucía, Montero le habló a grupo que la acompañó hasta el centro: “Ninguna de ustedes dijo ‘no, me pesa, no puedo salir, está la pandemia, pongo la excusa’. Ustedes dijeron salimos, y en el fondo esto es lo que necesitamos. Porque si nos tienen adoctrinadas y encima ahora con la boca tapada es muy difícil. No, no y no. Haciendo lo que nos dicen que tenemos que hacer -la distancia social, con barbijo. de la misma manera podemos salir a decir lo que queremos, lo que nos pasa, a poner en evidencia lo que nos está molestando“.

“A nosotros nos cambió la vida para siempre, entonces ¿cómo no vamos a salir a luchar, a pelear, a estar en la calle, cómo no vamos a salir? Lo hacemos por todas, porque yo no lo hago ni por lucia, lo hago por todas. Si ya mi vida cambió para siempre“, continuó.

En su rol de referente de la lucha de las mujeres y disidencias marplatenses, más que como madre de una de las víctimas, se expresó sobre el presente que, a pesar de la pandemia, lejos está de ser menos violento para las mujeres: “En estos cinco años de Ni una menos, anoche tuvimos una muerta mas. Hasta parece que fuera a propósito. Acá debe funcionar la justicia como corresponde, con penas como corresponde“, agregó Montero, quien desde 2018 carga con la sentencia que absolvió a los principales acusados del femicidio de Lucía: Matías Farías y Juan Pablo Ofidanni, y también al presunto encubridor Alejandro Maciel.

Leer también:

“La mujer es tan sagrada como el hombre, como los hijos, pero lo que nos encuentra es este patriarcado, este enojo que hay del hombre hacia la mujer, este desprecio que viene hasta desde arriba suyo, porque ‘yo qué te voy a respetar a vos si a vos no te respeta ni el de arriba, el que te tiene que brindar justicia, el que está trabajando para dar justicia’. Si esa persona no me respeta qué queda para las de abajo“, definió.

Leer también:

Por último, dio un mensaje de presente y futuro de la lucha feminista: “Tenemos que luchar entre todos. Darnos cuenta que este camino no nos sirve para nada. Que sea entre los más jovencitos -que son los que seguramente van a cambiar esta historia- las disidencias, las personas que quieren otras cosas, tienen otros pensamientos. Aceptemos a cada uno como es o como lo que quiere ser. Nadie nos tiene que decir cómo comportarnos como ser, qué hacer cómo vestirnos. Somos libres. Yo soy una mujer grande, siempre pensé de esta manera y me moriré pensando de esta manera. Y mi hija también pensaba de esta manera. Lamentablemente se encontró con estos basuras que la mataron. Por eso hoy yo estoy en la calle, en este lugar“, cerró.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , ,


Comentarios