Jueves 19 de septiembre | Mar del Plata
¡Seguinos!
12/02/2019

Otro escrache contra un represor con domiciliaria en Mar del Plata

Será este sábado a las 17 en Olavarría y Saavedra, donde desde noviembre Guillermo Pazos, exintegrante del grupo de tareas de la exESMA goza del beneficio judicial por “recomendación” del gobierno nacional.

Otro escrache contra un represor con domiciliaria en Mar del Plata
(Foto: ilustrativa / QUÉ Digital)

Organismos de Derechos Humanos, organizaciones sociales y vecinos convocan al primer escrache contra el represor Guillermo Horacio Pazos, quien desde noviembre permanece en su casa de Olavarría y Saavedra con prisión domiciliaria. Será el sábado a las 17 y partirán desde General Roca y Güemes, bajo la consigna “Si no hay justicia, habrá escrache”. Además, este jueves pintarán los carteles frente a la Catedral.

En un verano no tan convulsionado como en 2018, cuando el que gozaba de prisión domiciliaria era Miguel Etchecolatz, a tres meses de la llegada a la ciudad de otro represor como Guillermo Pazos, distintos organismos encabezados por Hijos Mar del Plata, realizarán un escrache contra el exintegrante del grupo de tareas de la ESMA, condenado a 16 años de prisión por delitos de lesa humanidad.

Guillermo Pazos fue condenado en 2017 en la Megacausa ESMA por el Tribunal Oral Federal N°5 de la Ciudad de Buenos Aires, integrado por los jueces Leopoldo Bruglia, Adriana Palliotti y Daniel Obligado junto a otra importante cantidad de genocidas entre los que se encuentran, entre otros, Alfredo Astíz y Jorge “El Tigre Acosta”.

En la previa del escrache, concentrarán en Roca y Güemes, pero tres días antes, este jueves, se reunirán frente a la Catedral para elaborar los carteles con los que asistirán al escrache. Es por eso que convocan a artistas plásticos y vecinos interesados a concurrir con marcadores, fibrones y pinturas.

Pazos integraba la lista de 96 represores que había elaborado el gobierno nacional a través del Servicio Penitenciario Federal y a partir de la cual “recomendaba” a la Justicia que verificara cada uno de sus casos para reconsiderar la posibilidad de beneficiarlos con prisión domiciliaria o libertad condicional.

A partir de allí, con el argumento de un “déficit de movilidad” que supuestamente le producía una lesión en la rodilla derecha al represor de 73 años, y que además “afectaba” su dignidad, los jueces Daniel Obligado y Adriana Palliotti le concedieron el beneficio y desde noviembre está en su casa de barrio Divino Rostro, como tantos otros genicidas que permanecen en la ciudad.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Comentarios