Lunes 14 de octubre | Mar del Plata
¡Seguinos!
09/04/2019

Rigel: a 10 meses del hundimiento, un evento y el mismo pedido

El sábado juntarán firmas y participarán de una jornada solidaria en el CEF N°1. “Que bajen los buzos” sigue siendo el lema de las familias de los ocho tripulantes.

Rigel: a 10 meses del hundimiento, un evento y el mismo pedido
(Foto: archivo/QUÉ Digital)

Este martes se cumplieron diez meses del 9 de junio de 2018, cuando el buque pesquero Rigel se hundió en la zona costera de Rawson y los familiares de los tripulantes siguen alzando las banderas que piden que por favor el gobierno contrate buzos que recuperen los cuerpos de los ocho desaparecidos. Tras un nuevo aniversario, eligieron reemplazar las marchas por un evento solidario que se realizará el sábado desde las 14.30 en el CEF N°1.

Con más de 80 mil firmas recolectadas no sólo en Mar del Plata, sino también en distintas partes de la región y el país, los familiares de la tripulación continúan con la cruzada de llegar al piso de firmas necesario para lograr que su petición de #QueBajenLosBuzos llegue al Congreso.

En este caso, sin una marcha, este mes formarán parte de un evento solidario el sábado a las 14 en el CEF N°1, donde juntarán firmas y se unirán a otras causas, como la de los Rengos a Motor que realizarán una exhibición y buscan renovar sus sillas, mientras que también habrá intervenciones artísticas. Todo bajo la coordinación de Teresa Lorca y Carla Coronel, quienes además estarán recibiendo a cambio de la entrada un elemento de limpieza y un alimento no perecedero para donar a “Puerto Comunidad”.

Mientras tanto, el tiempo pasa. Ya sea en el acampe que duró 100 días, en las marchas, en los encuentros que logró -o en algunos casos rogó- Guillermina Godoy con diferentes autoridades políticas de los más diversos partidos, la única realidad es que hoy en día más allá de las promesas y las fotos, nadie bajó a los 93 metros de profundidad donde se encuentra el casco del buque.

En diálogo con QUÉ Digital, Guillermina contó que se presentaron tres presupuestos sobre las tres posibilidades que tienen de recuperar los cuerpos y encontrar justicia. “Todos cuestan más de 400 mil dólares”, contó. Según detalló, se trata de la adquisición de tecnología nueva que permite filmar el casco y recuperar restos óseos. La particularidad es que esta opción también se buscará para el Repunte.

Las otras dos posibilidades tienen que ver con pedidos más específicos: que bajen los buzos o, en su defecto, que el casco sea reflotado. “Son las tres únicas maneras que hay hoy y la verdad que son bastante costosas. Se las presentamos al juez para que decida los pasos a seguir”, contó.

Ella, como la madre luchadora que es, sigue en pie. Ante los ojos insensibles de quienes tienen la capacidad de hacer algo para recuperar a esos trabajadores que no volvieron a tierra firme culpa de la compleja red de iresponsabilidades que permiten zarpar a buques en mal estado, ahí siempre está ella, Guillermina, con su pechera con las caras de cada uno de los tripulantes en el pecho y la lucha sobre sus hombros.

 

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,