Martes 07 de julio | Mar del Plata
¡Seguinos!
29/09/2016

Control de basura: “Un policía de civil es desproporcionado”

Lo aseguró José Luis Zerillo, exsecretario de Derechos Humanos y docente, tras el anuncio del intendente de instar a los efectivos a “detener” a quienes arrojen basura. “Es una figura en desuso y rechazada”, dijo sobre los policías sin uniforme.

Control de basura: “Un policía de civil es desproporcionado”
(Foto: ilustrativa / QUÉ Digital)

El anuncio del intendente Carlos Arroyo respecto a su decisión de instar a policías de civil a detener a quienes arrojen basura en la vía pública no pasó desapercibido. Así, y luego de que desde el Poder Judicial hablaran de la ilegalidad de esta posibilidad, el exsecretario de Derechos Humanos de la Comuna, José Luis Zerillo, también cuestionó la iniciativa al afirmar: “Un policía de civil es desproporcionado para una falta municipal”.

En concreto, el también docente de la materia Derechos Humanos y Garantías de la Facultad de Derecho –y exintegrante de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH)– ahondó sobre la inconsistencia de este anuncio y el peligro que implica recurrir a las fuerzas policiales para gestiones que nada tienen que ver con su función.

“Me parece que el intendente ante los nulos resultados de gestión, los retrocesos en política pública, el marcado desgobierno y la falta de conducción ha empezado a recorrer lo que entiende son soluciones demagógicas, propuestas demagógicas que puedan aglutinar consensos”, advirtió y criticó también “la criminalización a los estudiantes y el pedido de desalojo al Circo La Audacia”.

Sobre la intención de instar a los policías de civil a detener a las personas que arrojen basura en la calle, Zerillo reparó en que se trata de una cuestión “puramente administrativa” y que es el Ejecutivo –a través de cualquiera de sus organismos- quien está facultado para “establecer multas por arrojar basura, algo que es reprobable en la convivencia a la comunidad”.

En ese sentido, el también abogado aclaró: “Resulta desproporcionada la figura en desuso, fuertemente rechazada, del personal policial de civil, una figura excepcional que se usa en situaciones de extrema delicadeza que ameriten encubrimiento, pero que es desproporcionada para una falta municipal como arrojar la basura en la vía pública”.

Finalmente, y en lo que hace al vínculo de Carlos Arroyo con las fuerzas de seguridad, para Zerillo el intendente tiene una especie de “fetiche por el uniforme”. “La recurrencia cotidiana a la policía para todo es un síntoma de esto; este recurrir a la policía como solución a las deficiencias es algo a lo que el intendente nos tiene acostumbrados, porque está dentro de su estructura de pensamiento”.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,