Rigel: a más de un mes, sin novedades, avances ni asistencia

Los familiares siguen a la espera de un informe oficial, mientras pasan los días sin asistencia económica ni contención. “El abandono es total”, dicen.

28/07/2018
Rigel: a más de un mes, sin novedades, avances ni asistencia
(Fotos: archivo /QUÉ Digital)

A más de un mes de aquel fatídico 9 de junio cuando el barco Rigel sumó una página más a la lamentable historia de los hundimientos de buques marplatenses, los familiares de los ocho desaparecidos continúan sin tener mayores novedades respecto a avances en la causa y mucho menos algún tipo de asistencia psicológica o económica.

El 9 de julio pasado los familiares marcharon por el Puerto marplatense al cumplirse un mes del hundimiento. Horas antes Prefectura había encontrado el contenedor de balsas salvavidas cerrado, dentro de la embarcación. Horas después, y minutos antes de la movilización, les dijeron que no los iban a buscar más. A partir de ese momento, todo es incertidumbre para los familiares. Tal es así que al día de hoy, a 19 días del fin de las tareas de búsqueda, no tienen un informe oficial firmado por autoridades de Prefectura sobre el cierre de las tareas, y mucho menos saben cómo seguirá la causa.

Graciela, madre de Nahuel Navarrete, uno de los tripulantes desaparecidos, explicó a QUÉ Digital: “Yo misma pedí la copia del informe de la causa y el parte final de Prefectura todavía no lo tenemos. El último, el del 11 de julio, fuimos a pedirlo y nos dijeron que lo pidamos a través de una nota. La hicimos y nos dijeron que la nota no servía, que tenía que ser a través de abogados. Mandaron un informe del cierre de búsqueda pero sin firma, así que volvimos a pedir el informe con una firma de alguien que se haga responsable”.

Ante esta situación y los conflictos que se sucedieron con la empresa y la Aseguradora de Riesgos de Trabajo (ART), que se desentendieron totalmente de lo ocurrido, los familiares empezaron a trabajar en compañía de una abogada para intentar lograr avances concretos.

Mientras tanto, esperan. El juez federal Gustavo Lleral, a cargo de la investigación y quien toma un rol todavía más importante a partir del cierre de la búsqueda, todavía no se comunicó con las familias. “Voy a llamar a su secretaria a ver qué me dice porque está demasiado quieto todo. Se cayó todo otra vez. Es como todo, la noticia se tapa con otra noticia, no hay nada y si uno no se mueve no va a pasar nada”, aseguró.

MARCHA NINGUN HUNDIMIENTO MAS RIGEL FAMILIARES  (8)

Pero el silencio no llega sólo desde el Poder Judicial, sino que también desde el gobierno. A pesar de que días atrás a través del presidente Mauricio Macri dijeron estar muy interesados en la problemática, tampoco no les dan respuestas: “Mandé cartas a Vidal, al Ministerio de Justicia, al Concejo Deliberante, pero nadie me responde nada, nadie me contesta. Me dicen que vaya a presionar a Capital, al Congreso con la gente del ARA San Juan, pero ¿quién me va a atender? No sé a dónde recurrir, ¿a la gente que me dijo la última vez que sólo queda lo administrativo? Yo sigo insistiendo que quiero a mi hijo, que quiero algo, que quiero que lo saquen, quiero saber si está ahí”, agregó.

Mientras esperan, a la incertidumbre y al silencio, se les suma el desamparo. Porque más allá de que el Sindicato de Obreros Marítimos Unidos (SOMU) le facilita a Graciela la estadía en Mar del Plata para seguir de cerca la situación (es de San Bernardo) y más allá del acompañamiento que tienen desde la multisectorial Ningún Hundimiento Más, no tienen contención de ningún tipo por parte del Estado, más allá que días atrás el Ministerio de Transporte y el de Seguridad crearon una Comisión de Investigación Independiente, la cual contempla la implementación de un comité de crisis para la asistencia.

“Incluso antes que terminara la búsqueda, nadie más se acercó. Es total el abandono. Pero no me importa que me vengan a contener a mí, yo quiero que vayan y saquen el cuerpo de mi hijo. Ellos tienen la obligación, no pueden abandonarlos, todo quedó ahí adentro del barco. No es así, no debe ser así. Son personas, son seres humanos. Yo no lo vi más, ninguna de las familias vio a los chicos. Todo es deducción. Ellos pueden estar ahí adentro. Quiero saber algo de mi hijo y no molesto más”, lamentó.

Sin dudas, algo que siempre va a estar al alcance de los familiares es la lucha por visibilizar la situación del Puerto y para mantener las causas a flote, para eso, necesitan unidad y transformar el dolor en acción: “Yo digo que los familiares tratemos de estar juntos, en el dolor, juntarnos, por más que seamos dos, manifestarnos, ir a la Banquina: que se nos vea. Es la única manera, para que dejen de pasar su dolor en silencio”, deseó.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Comentarios