Parque Palermo: algunas obras y máquinas sin combustible

Luego de la protesta que llevó adelante un grupo de vecinos por el mal estado de las calles, el Municipio dispuso una serie de mejoras parciales en las calles. Cuando estaban realizando tareas, una unidad se quedó sin gasoil.

04/11/2015
Parque Palermo: algunas obras y máquinas sin combustible
Así había quedado la zona día después de la última lluvia (Foto: archivo / QUÉ Digital)

Luego del reclamo que mantuvo durante el jueves y viernes pasado un grupo de vecinos del barrio Parque Palermo, el gobierno municipal cumplió con enviar en las últimas horas trabajadores y maquinarias para que comiencen a solucionarse las cuestiones más urgentes en cuanto al mal estado de las calles por las que día a día transitan los vecinos. Sin embargo, la falta de granza por un conflicto gremial y que las maquinarias se quedaron sin combustible mientras realizaban tareas hacen que las soluciones de relevancia tengan que esperar un poco más.

En la zona de las avenidas Tetamanti y Mario Bravo los vecinos sufren dos problemas -entre tantos- que reclaman que tengan la solución más rápida: por un lado, una zanja que quedó abierta hace meses por la paralización de un obra y, por otro, el mal estado de las calles de tierra que hace que cada vez que llueve la zona se inunde.

En ese sentido, en las últimas horas personal de la empresa que tiene a su cargo la obra sobre la avenida Tetamanti, por la que quedó una importante zanja en medio de la calle sin ninguna señalización. se acercó para comenzar a taparla. Por el otro lado, personal del Ente de Vialidad (Emvial) se hizo presente para mejorar el estado de las calles.

Una de las complicaciones que surge por estas horas es la falta de piedra a raíz de un conflicto gremial que imposibilita que se coloque granza sobre las arterias necesarias. Por fuera de ello, luego de haber trabajado sobre algunas de las calles más comprometidas para evitar la acumulación de agua, la maquinaria que se desempañaba en el lugar se quedó sin combustible.

En este contexto, los vecinos de la zona valoraron los trabajos realizados aunque de todas maneras saben que no son soluciones definitivas y esperarán a ver cómo impacta una próxima lluvia. “No se preocuparon en ocho año así que vemos medio difícil que lo solucionen en 20 días”, planteó Carlos Caro, uno de los vecinos en referencia a las respuestas del gobierno municipal. De esta manera, señaló que espera que se pueda abrir un canal de diálogo con el próximo gobierno para planificar en concreto las necesidades que se presentan en el barrio.

Ver más: , , , , , , , , , ,

Comentarios