Lucía Pérez, el juicio: un agravante y los testigos de la sala de salud

En el segundo día, el fiscal sumó a su acusación la venta de droga en cercanías de una escuela. Además, declararon los médicos que recibieron a la joven, policías que iniciaron las actuaciones y un vecino que vio cómo trasladaban el cuerpo.

31/10/2018
Lucía Pérez, el juicio: un agravante y los testigos de la sala de salud
(Foto: QUÉ Digital)

Con el agregado a la acusación fiscal del agravante de la venta de droga en cercanías de una escuela -lo que se suma al agravante ya planteado en relación a la provisión de sustancias a menores de edad- este miércoles se llevó adelante la segunda jornada del juicio por el crimen de Lucía Pérez. En ese marco, y durante tres horas, declararon los médicos de la sala de salud que recibieron el cuerpo de la joven ya sin vida, además de los policías que realizaron las primeras actuaciones y uno de los vecinos del lugar que vio cómo llegaban los tres acusados en una camioneta con el cuerpo.

La segunda jornada en el Tribunal Oral en lo Criminal N°1 no contó con la presencia de Alejandro Maciel -que goza de una morigeración de la prisión preventiva en un centro de rehabilitación de adicciones- por haberse descompensado en las últimas horas, pero quienes sí siguieron atentamente el paso de testigos por la sala fueron los dos principales acusados: Matías Farías y Juan Pablo Offidani. A unos pocos metros del ellos, los papás de Lucía escucharon las declaraciones con una foto grande con la imagen de la joven y un rosario en la mano.

La primera novedad del debate fue que el fiscal Daniel Vicente comunicó el agregado de un agravante a su acusación contra Farías y Offidani por la venta de drogas. Puntualmente, al agravante inicial del delito -por ser en perjuicio de menores de edad- se le agregó el hecho de que los imputados lo hicieran en cercanías de una escuela. Para ello se valió de testimonios aportados durante la primera jornada del debate por parte de amigas de Lucía. Cabe recordar que el abogado de la familia, Gustavo Marceillac, ya había planteado en sus lineamientos iniciales que profundizarían la acusación en este punto.

JUICIO DIA 1 LUCIA PEREZ FARIAS OFFIDANI MACIEL  (5)

El primer testigo en declarar en el segundo día fue el subsecretario de Salud de la Municipalidad, Pablo de la Colina, quien al momento de la llegada de cuerpo de Lucía a la Centro de Atención Primaria de la Salud (CAPS) de Playa Serena se encontraba como médico de guardia. Ante las preguntas del fiscal, el funcionario relató que hasta allí la llevaron en una camioneta y ubicó como encargados de bajarla a dos personas que, por sus descripciones, resultaron ser Farías y Offidani.

Asimismo, el funcionario dijo que Lucía llegó vestida y que no observaron lesiones visibles. Además, afirmó que el pelo de la joven estaba seco y que “no les dio la impresión” de que el cuerpo “hubiera estado higienizado recientemente”. A su declaración se sumó la de un enfermero de la sala de salud que se manifestó en el mismo sentido.

En ese sentido, cabe recordar que la acusación contra uno de los imputados, Alejandro Maciel, apunta a que luego de ocurrida la muerte de Lucía en el interior del domicilio, el hombre ayudó a Farías y Offidani “a borrar los rastros del delito, ayudando al acondicionamiento del cuerpo de la víctima, lavándolo, vistiéndolo, antes de llevarlo a una sala sanitaria, y retirando del lugar los estupefacientes que se habían proveído a Lucía”.

Por su parte, un vecino que estaba en esa zona y que vio cómo llegaba la camioneta y cómo bajaban el cuerpo también prestó declaración e indicó que eran tres personas las que estaban en la camioneta, de las cuales dos -Offidani y Maciel- ante la primera aparición de un policía huyeron rápidamente en el vehículo y quien permaneció en el lugar -según las descripciones aportadas- fue Farías. “Qué hago, qué digo”, recordó el testigo escucharle decir a a Farías.

JUICIO DIA 1 LUCIA PEREZ FARIAS OFFIDANI MACIEL  (14)

 LOS TESTIMONIOS DE LOS POLICÍAS 

Este miércoles también pasaron por el tribunal cuatro policías de Playa Serena -cuya comisaría está ubicada al lado de la sala de salud-, quienes intervinieron en el caso desde el momento de la llegada del cuerpo. Dos de ellos coincidieron en haber visto el cuerpo de la joven y haber notado la presencia de “polvo blanco” en la zona de nariz.

Por otra parte, algunos de los policías contaron lo que pudieron hablar con Farías afuera de la sala de salud, antes de tomarle declaración formalmente, y otros relataron que como inicialmente no estuvo imputado ni era sospechoso, el joven fue acompañado por efectivos a su casa para buscar los elementos de Lucía que habían quedado ahí. De acuerdo a lo declarado por los efectivos, por su cuenta propuso ir a buscarlos y entregar esos elementos.

En ese contexto, una de las preguntas que reiteró el fiscal a cada uno de los testigos -policías y médico- fue si en el lugar se había hecho presente en algún momento su colega, María Isabel Sánchez, -quien tuvo a cargo la instrucción y luego fue desplazada de la Fiscalía Nº8, en medio de la polémica por su accionar en este caso en particular- a lo que recibió todas respuestas negativas.

FOTOS QUE NO SE AGREGARON EN LA CAUSA

Un punto que derivó en un debate interno entre los propios jueces y una resolución finalmente negativa tuvo que ver con un pedido del fiscal Vicente para agregar al proceso fotos que una de las policías que declaró este miércoles tomó del cuerpo de Lucía en la sala de salud y que hasta ahora no habían sido incorporadas a la causa.

Sin embargo, los jueces negaron ese pedido teniendo en cuenta que la efectivo relató que la fiscal del caso en aquel momento había conocido la existencia de esas fotos, pero no las había incorporado al expediente. “En esta instancia no podemos subsanar ese error”, marcaron los jueces.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Comentarios