Martes 16 de abril | Mar del Plata
17/01/2016

Los Albertos en Mar del Plata

Javier Sintiolo y Jorge Seleme se presentan cada sábado a la noche en el Centro Cultural Osvaldo Soriano con “Alberto & Alberto Íntimos”. Situaciones disparatadas, diálogos cuidados, improvisaciones inteligentes y la risa como modo de transitar el mundo.

Los Albertos en Mar del Plata
(Foto: Ana Clara Saenz)

| Por Lucía Gorricho

Cuando Javier Sintiolo y Jorge Seleme no están sobre el escenario son dos personas simples, reflexivas y alertas a su entorno. Ellos observan el contexto prestando atención a los gestos y otros movimientos que surgen mientras buscan de una manera respetuosa, desencadenar el humor. Tratan de hacer reír pero sobre todo (y ahí está la nobleza de la causa), tratan de reírse. Juntos, y desde hace trece años, hicieron del teatro independiente un estilo de vida. Se nota que no piensan a la actuación como un acto transitorio para llegar a la fama cuando alguna productora comercial descubra sus talentos, sino que actúan porque lo sienten como una necesidad. Cuando están sobre las tablas despliegan sus destrezas payasescas que practicaron en sus años de vida de civiles para darle sentido a la existencia. Da la sensación que expresarse artísticamente lo viven como un derecho que tienen que ejercitar y compartir.

El espectáculo “Alberto & Alberto íntimos, que se puede ver todos los sábados de enero y febrero en el Centro Cultural Osvaldo Soriano, empieza a las 23 y tiene una duración variable de 70 minutos porque, si bien recorren un guión pautado, marcado y cuidadosamente ensayado, aparece todo el tiempo la improvisación. Una risa que se destaque en el público, una transgresión o un error de alguno de ellos, puede abrir la puerta a una nueva ocurrencia de los dos clowns que personifican: Alberto y Alberto.

El dúo funciona porque que se pasan los momentos de atención entre ellos como si fuera una pelota imaginaria. Es decir, no hay un personaje principal y heroico y otro que lo secunda. Un Alberto acapara la energía al principio y el otro lo sostiene hasta que consigue la atención principal y así encuentran un equilibro justo que se disfruta durante toda la función.

No hay chistes políticos en el sentido tradicional. No hacen referencia a la farándula ni se burlan de nada ni de nadie. No tienen necesidad de hacerlo. El espectáculo cobra sentido gracias a la tarea precisa, a los detalles que resultan centrales y a las secuencias disparatadamente elaboradas. La disputa por una silla, la gastada por un despecho amoroso, las mentiras obvias de un niño a su abuelo, son sólo algunos ejemplos de las cosas que pasan. La risa hace todo lo demás.

La función se divide en 3 partes: en la primera simulan ser dos músicos con problemas, en el medio hay un video en donde responden preguntas sobre gustos y preferencias como si estuvieran en un programa exitoso de televisión y en la última parte, se transforman en Arielito y su abuelo mostrando la intimidad de un vínculo afectuoso y complicado por una convivencia que sostienen de a dos.

No importa que edad, sexo, religión o ideología transites, Los Albertos te hacen reír. Juntos saben incluir y ampliar los límites del humor. Vibran con la gente pero para la tranquilidad del público tímido, no invitan a intervenir.

En momentos donde se respira incertidumbre y cambios bruscos para la cultura popular, lo mejor que se puede hacer es apostar al arte en el sentido más revolucionario del término. La risa nos ayuda a transitar mejor el recorrido cualquiera sea que hayamos elegido.

Con la asistencia de Florencia Beninato, Mariano García y Leandro Sanchez, los “Alberto & Alberto Íntimos” están en la Sala “A” del Centro Cultural Osvaldo Soriano en la esquina de Catamarca y 25 de Mayo.

La cultura popular, agradecida.

Ver más: , , , , , , ,

17/01/2016