Jueves 21 de noviembre | Mar del Plata
¡Seguinos!
21/09/2019

Juicio Subzona 15: inspeccionaron por primera vez la comisaría de Miramar

Las partes participaron de una recorrida junto a una víctima. “Espero que les sea de utilidad, y que esto no se repita”, expresó.

Juicio Subzona 15: inspeccionaron por primera vez la comisaría de Miramar
(Foto: fiscales.gob.ar)

En la continuidad del juicio por delitos de lesa humanidad “Subzona 15” y tal como ya se hizo con otros centros clandestinos de detención que funcionaron en Mar del Plata en la última dictadura cívico militar, durante los últimos días se llevó a cabo una inspección ocular en la comisaría de Miramar, con la presencia de un testigo: Camilo Alves, periodista jubilado y ex trabajador de Luz y Fuerza que volvió por primera vez a ese lugar.

El juicio por delitos de lesa humanidad se lleva a cabo en el Tribunal Oral Federal de Mar del Plata desde abril del año pasado y tiene a 43 imputados por hechos cometidos en el área jurisdiccional Subzona 15 -que abarcó las localidades de General Pueyrredon, General Lavalle, General Madariaga, Mar Chiquita, Balcarce, General Alvarado, Lobería, Necochea y San Cayetano- y en los centros clandestinos de detención marplatenses conocidos como “La Cueva” y Base Naval.

En el marco de las audiencias, este jueves las partes se trasladaron hasta Miramar donde recorrieron la comisaría que funcionó como centro clandestino de detención, y el único testigo fue Alves, que estuvo detenido en dos oportunidades: la primera fue en diciembre de 1975, y la segunda, la noche del Golpe. En la primera ocasión fue secuestrado por el Ejército en la vía pública y estuvo unas pocas horas en el lugar hasta que fue trasladado a la comisaría cuarta de Mar del Plata.

Según informaron desde el Ministerio Público Fiscal, de la recorrida, que incluyó oficinas de la dependencia policial, el sector de calabozos hoy en desuso y la vivienda que se emplaza arriba del inmueble -que tiene doble escalera de acceso-, participaron abogados defensores, los jueces Mario Portela y Roberto Falcone, y los fiscales Juan Pablo Curi, María Eugenia Montero y Julio Darmandrail.

“Esta fue la primera inspección ocular en la comisaría de Miramar que se realiza en el marco de los juicios por delitos de lesa humanidad, y es la primera vez que policías de la Provincia de Buenos Aires de esa localidad llegan como imputados“, destacaron desde el Ministerio Público.

Alves relató que cerca de las 22 del 23 de marzo de 1976 fueron a buscarlo a su casa. Luego de romper la puerta, tirar al piso a su madre y golpear a su padre, lo sacaron de su habitación con un pulóver en la cabeza. Los secuestradores habían llegado en camiones de la Armada, donde había más personas arrojadas en el piso, y fue golpeado con fusiles. Reconoció, entre lo que dejaba ver el tejido, que fue llevado hasta la comisaría de Miramar, situada sobre la calle 23.

Allí le cambiaron el sweater por una capucha, y le pasaron una soga por el cuello, con la que también ataron sus manos por detrás. De acuerdo a los movimientos que sentía y las voces que escuchaba, entendió que durante esa noche fueron a buscar a más personas. Luego de algunas horas, los llevaron hasta alguna dependencia de la Armada situada sobre la playa, que pudo ser la Base Naval. “Espero que les sea de utilidad, y que esto no se repita”, dijo el hombre tras la recorrida.

Luego, la comitiva de jueces, fiscales y abogados defensores subió a la vivienda que se emplaza en el primer piso de la dependencia, que al momento de los hechos era habitada por el comisario Juan Alberto Rincón, quien se encuentra acusado en este juicio por diez hechos de privación ilegítima de la libertad y tormentos.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,