Viernes 22 de octubre | Mar del Plata
¡Seguinos!
01/06/2019

Boston: “Que la sigan peleando, que no se queden callados”

Ese fue el mensaje hacia el conjunto de los trabajadores de Lucia Acuña, delegada de la confitería que decidió correrse de su puesto, dejar a otro compañero y esperar otra tanda de trabajadores para ingresar.

Boston: “Que la sigan peleando, que no se queden callados”
(Fotos: QUÉ Digital)

Lucia Acuña es la delegada de los trabajadores de la confitería Boston. Y en la reapertura de la sucursal de la calle Buenos Aires, concretada este sábado, tomó la decisión de ceder su lugar para que otro compañero pudiera ingresar y ella esperar una segunda o tercera tanda para volver a ocupar su puesto. Sostiene que “una delegada primero tiene que pensar en sus compañeros” y envía un mensaje al conjunto de los trabajadores, tras la lucha de más de un año: “Que la sigan peleando, que no se queden callados“.

En la reapertura de este sábado de la sucursal de la calle Buenos Aires Lucía estuvo presente como el resto de los trabajadores que todavía no pudieron recuperar sus puestos -a la espera de poder hacerlo en un corto plazo- y como muchos de los que con el paso del tiempo no pudieron permanecer en la toma pero siguieron acompañando la lucha.

“La verdad no lo creemos, por tantas cosas que pasamos. Estoy muy contenta, la pasamos mal, pero lo bueno de esto es que conocimos a mucha gente”, expresó la trabajadora entre algunas lágrimas ante el recuerdo de todo lo atravesado en el último año, entre lo que aparecen situaciones como no tener dinero para cargar la tarjeta SUBE para ir a la toma.

Por eso la delegada destacó el acompañamiento permanente que tuvieron por parte de los sindicatos de Gastronómicos y Pasteleros, desde lo económico, lo afectivo y lo psicológico ya que los trabajadores pudieron ser asistidos por un profesional.

REAPERTURA CONFITERIA BOSTON CAFE  (11)

“Ojalá que esto vuelva a ser como antes y que ingresen todos mis compañeros a trabajar como corresponde”, expresó y envió una mensaje al conjunto de trabajadores teniendo en cuenta el logro conseguido: “Que la sigan peleando, que no se queden callados, que pidan ayuda a los gremios, porque a nosotros nunca nos dejaron tirados”.

Por otro lado, Lucía contó cómo tomó la decisión de correrse de su puesto para ingresar en la repaertura y dejar su lugar para otro compañero. “Todos necesitamos trabajar. Pero prefiero que mis compañeros con mayor edad puedan contar con un trabajo firme, en blanco y tengan su obra social. Mi marido tiene trabajo y para comer no me va a faltar. Y creo que una delegada tiene que pensar en sus compañeros primero”, señaló.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,