Sábado 29 de febrero | Mar del Plata
¡Seguinos!
01/06/2019

Boston: cronología de una lucha con sabor a triunfo

Un repaso por el conflicto desde el inicio de las tomas, hace un año atrás, hasta la reapertura de este sábado del local de la calle Buenos Aires.

Boston: cronología de una lucha con sabor a triunfo
(Fotos: QUÉ Digital)

La de los trabajadores de la confitería Boston es una historia de resistencia, de lucha y de no bajar los brazos. Así lo sintieron este sábado cuando seis de ellos pudieron volver a trabajar en el marco de la reapertura de la sucursal ubicada en la calle Buenos Aires entre Blegrano y Moreno. Precisamente un año después de iniciada la toma, y luego de que un síndico quedara a cargo de la empresa, el objetivo de la reactivación pasa por volver rentable la firma y así poder conseguir algún comprador.

Pero para llegar a esta situación de reapertura de las dos sucursales -la de la calles Buenos Aires , que estuvo un año tomada, y la de Constitución al 4600, que mantuvo su funcionamiento a cargo de los empresario Juan y Pablo Lotero hasta que el viernes pasado fueron desplazados de la administración de la firma- los trabajadores atravesaron un sinfín de situaciones.

La noche del 1º de junio de 2018 los trabajadores de las sucursales de la zona de Varese y de la ubicada en Buenos Aires entre Belgrano y Moreno iniciaron la ocupación de los dos locales ante un conflicto que venía desde el inicio del año. Para ese día habían cobrado un poco más del 20% de sus salarios -tras meses con la misma situación- y no había certezas respecto a lo que vendría.

CONFITERIA BOSTON  (1)

El cambio de manos de las confiterías Boston se había producido a fines de 2016 cuando un empresario austríaco en sociedad con los hermanos Juan y Pablo Lotero se hicieron cargo de la empresas y sus trabajadores. Y durante todo 2018 las noticias fueron cada vez peores para los empleados y empleadas.

A partir de las tomas, la situación se agravaría y al mes empezarían a llegar los 70 telegramas de despido, primero con promesas de pago de sólo la mitad de las indemnizaciones y después ya sin siquiera una oferta: es que la empresa anunció la presentación a un concurso de acreedores, lo que entre otras cuestiones implicaba que la plata para las indemnizaciones no estaba, según advertían por entonces desde Gastronómicos.

A partir de allí, los trabajadores tocaron numerosas puertas para exponer la situación -siempre acompañados por los sindicatos de Gastronómicos y Pasteleros- entre ellas las de las máximas autoridades de la ciudad, como el intendente Carlos Arroyo y del Concejo Deliberante.

Boston Banca 25 Gaston Benoffi

Pero los meses fueron pasando, las tomas se mantenían y muchos trabajadores comenzaban a buscar otra salida laboral ante la necesidad de llevar un plato de comida a sus casa. Entonces llegó diciembre y la Justicia dispuso una orden de desalojo para la sucursal tomada de la zona de Varese: es que ese local era alquilado por los hermanos Lotero y sus dueños tenían nuevos interesados en alquilarlo por lo que solicitaron la medida.

Tras una convocatoria masiva y la presión pública para frenar el desalojo, previsto para el 26 de diciembre, finalmente desde el Juzgado en lo Civil y Comercial Nº 9 dieron marcha atrás y suspendieron la orden.

Boston desalojo 4

Pero la situación siguió tensa en torno a esa sucursal y mientras empezó a crecer una expectativa de continuidad laboral a partir de negociaciones con la nueva cadena gastronómica -La Fonte D’ Oro- que buscaba instalarse en ese local llegó un duro revés para los trabajadores que allí se mantenían: un desalojo -el 16 de enero- de madrugada, con decenas de policías y cuando sólo había dos trabajadores de “guardia”.

LA BOSTON  (3)

Sin embargo, las negociaciones con esa nueva firma se mantuvieron y finalmente siete de los catorce trabajadores lograron incorporarse a esa nueva firma que abrió sus puertas meses después.

Mientras tanto, la toma del local de la calle Buenos Aires se mantuvo con una decena de trabajadores, también ante el temor del desalojo. Y mientras empezaban a pensar en la idea de formar una cooperativa y resistían pese al paso del tiempo, llegó la primera gran señal de que algo positivo podría ocurrir: el Juzgado en lo Civil y Comercial Nº 9, a cargo de Patricia Sara Gunsberg, desplazó la administración de los hermanos Lotero de un local que pese a la grave situación mantenían abierto: el de la avenida Constitución al 4600.

Así, el viernes 24 de mayo la empresa quedó a cargo de un síndico, esa sucursal volvió a funcionar y las conversaciones avanzaron rápidamente para anunciar la reapertura del local de la calle Buenos Aires con seis de los once trabajadores que mantenían la toma, con la expectativa de que se puedan sumar los otros a corto plazo y mostrar que la firma es redituable y que aparezca un futuro comprador para mantener en pie la empresa y los puestos de trabajo.

 

REAPERTURA CONFITERIA BOSTON CAFE  (3)

Mientras tanto, sigue abierto el proceso judicial por las indemnizaciones de cada uno de los trabajadores que fueron despedidos y dejados a la deriva. Pero la reactivación de los dos locales ya sin la administración de los hermanos Lotero implica un triunfo sustancial para los trabajadores, que así lo expresaron este sábado: “No bajamos lo brazos para que se haga justicia”.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,