Martes 05 de marzo | Mar del Plata
¡Seguinos!
02/07/2023

“Fuego fatuo”, de Gastón Intelisano: una novela policial situada en Mar del Plata

El perito y escritor presentó su sexta novela en la ciudad y compartió detalles sobre su más reciente creación con Qué digital.

“Fuego fatuo”, de Gastón Intelisano: una novela policial situada en Mar del Plata
(Fotos: gentileza Gastón Intelisano)

Gastón Intelisano presentó esta semana su sexta novela policial “Fuego fatuo”, en la que el protagonista, Santiago Soler, camina las calles de Mar del Plata en busca de resolver una serie de crímenes. Con una vida complicada, este personaje investiga los asesinatos de mujeres cuyos cuerpos se encuentran en plena costa marplatense, y en escenarios característicos de la ciudad como Playa Grande o el Torreón del Monje, pero también en diferentes barrios.

Esta semana, el escritor Gastón Intelisano presentó su última novela policial en la librería El Gran Pez, de Santiago del Estero 2052. El autor estuvo acompañado por la periodista Triana Kossman y compartió una charla con quienes estuvieron presentes, aunque quienes se lo perdieron pero deseen contactarse con el autor, pueden hacerlo a través de su cuenta de Instagram.

Gastón Intelisano nació en San Martín, Buenos Aires, pero guarda una especial relación con Mar del Plata, al punto que decidió que sus novelas estén mayormente ambientadas en la ciudad e hizo que su protagonista viva y trabaje en ella. Es más, comenzó a escribirla luego de un viaje a la ciudad el año pasado. “Un mes después de que falleció mi mamá. Necesitaba desconectarme un poco del mundo. Me alojé en un edificio de la costa y pasé muchos de los días caminando por la ciudad. En uno de esos paseos pasé por varios lugares que me terminaron inspirando. Ahí arrancó todo”, compartió tras la presentación.

Esta es la sexta novela publicada por Intelisano con Santiago Soler como su personaje protagonista. En sus narraciones, Soler aparece como un criminalista oriundo de Mar del Plata que resuelve casos policiales valiéndose de las pruebas que recolecta en su tarea forense, que incluye desde los rastros hallados en la escena del crimen hasta los datos relevados a través de las autopsias, trabajos que el propio Intelisano realiza en su vida cotidiana como perito del Poder Judicial de la Provincia de Buenos Aires.

En este nuevo libro, y mientras atraviesa un complicado problema de salud y una situación personal agobiante, Soler investiga una serie de asesinatos de mujeres cuyos cuerpos se encuentran en plena costa marplatense. “Me encanta la ciudad, la considero mi segunda casa. Tengo familia y amigos por lo que vuelvo una o dos veces por año. Al momento de elegir donde se desarrollarían mis historias, me pareció que Buenos Aires estaba muy trillada. Todo pasa en Buenos Aires. Por ello, me pareció que Mar del Plata era ideal. Sus paisajes, su arquitectura y el mar como telón de fondo”, aseguró.

“SI BIEN SOY CIMINALISTA, HAY TEMAS TÉCNICOS QUE NO DOMINO”

En “Fuego fatuo” una de las víctimas es familiar de una persona muy influyente en el Poder Judicial, de manera que la investigación que el criminalista y su equipo llevan a cabo se ve entorpecida por las diversas intervenciones, el abuso de poder y los secretos familiares.

Me cautiva la atmósfera de Mar del Plata, su elegancia y por momentos, su dureza. Tiene muchísimos lugares que llaman al misterio, al crimen, pero también a belleza. Se me vienen a la cabeza una playa vacía en invierno. La avenida Colón, el Casino, el Faro…”, describió.

El autor escribe novelas intensas, llenas de giros y misterios que ponen al lector en sintonía con el investigador, un efecto que logra a través de las descripciones detalladas de la labor forense y el rol fundamental que ésta tiene en la resolución de los crímenes. “Mi primer contacto con el policial fue como lector. Cuando descubrí la primera novela de Patricia Cornwell, ‘Postmortem’, me di cuenta de que ella había estado en los lugares que describía, la construcción de sus personajes era muy realista”, recordó sobre cómo inició su búsqueda.

En ese momento, el escritor estaba estudiando Criminalística y un tío policía lo había llevado a conocer los laboratorios de la Policía Científica. “Ver de cerca ese mundo me inspiró a escribir mis tempranos intentos de lo que luego se transformaría en mi primer libro, ‘Modus operandi’“, resaltó.

Juntamente Santiago Soler fue el personaje principal de “Modus operandi”, su debut literario de 2011. Dos años después publicó “Epicrisis” y en 2014 salió “Error de cálculo”, por Editorial Vestales. Dos años después, continuó con “Principio de intercambio”, con Editorial Autores de Argentina y la saga se complementa con “La navaja de Ockham”, de 2019.

A partir de conocer los más íntimos detalles para poder describirlos, a la hora de ponerse a escribir el autor consulta con peritos y profesionales de todas las disciplinas. “Si bien yo soy criminalista, hay temas técnicos que no domino o superan mi conocimiento. Me han asesorado policías, bomberos, médicos, periodistas, tarotistas, buzos, biólogos, genetistas, guardaparques, abogados”, enumeró y agregó: “En todos los casos, siempre me han recibido de la mejor manera y han compartido sus experiencias y saberes, lo agradezco ya que enriquece mis historias”.

En el año 2021, Intelisano publicó junto a Editorial Siglo XXI el libro de divulgación científica “Elemental, mi querida ciencia (forense)”, en el que detalla con un lenguaje ameno las principales herramientas con las que cuenta la ciencia forense para resolver los casos policiales, al tiempo que echa por tierra diferentes mitos y creencias que se han propagado a raíz de la proliferación de películas y series.

Por último, tras la presentación de su última novela, Gastón Intelisano adelantó cuáles son sus próximos proyectos. “Estoy trabajando en mi segundo libro de no ficción después de ‘Elemental, mi querida ciencia (forense)’ y comenzando la etapa de investigación para lo que será mi séptima novela de la saga de Santiago Soler”, cerró.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

02/07/2023