Sábado 02 de julio | Mar del Plata
¡Seguinos!
20/05/2022

Renunció un juez de Familia acusado de ejercer violencia laboral

El magistrado Facundo Dominoni había sido apartado “preventivamente” de su cargo en 2020 en el marco de un proceso de jury.

Renunció un juez de Familia acusado de ejercer violencia laboral
(Foto: archivo / Qué digital)

Un juez del Fuero de Familia de Mar del Plata que en 2020 había sido apartado “preventivamente” de su cargo en el marco de una denuncia de violencia laboral presentó su renuncia y en las últimas horas fue aceptada y formalizada por el gobernador Axel Kicillof.

Se trata del hasta ahora titular del Juzgado de Familia N°4 de Mar del Plata, Juan Facundo Dominoni, quien en octubre de 2020 había sido “apartado preventivamente” de su cargo por el Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados de la Provincia de Buenos Aires en el marco de un proceso de jury impulsado por la Asociación Judicial Bonaerense (AJB) a partir de denuncias de violencia laboral.

El magistrado había sido separado en aquel momento de su cargo incluso antes de que el Jurado se expidiera con respecto de la admisibilidad de la acusación (o el archivo de las actuaciones) en el marco de un punto de la ley que regula los procesos que prevé una medida de ese tipo cuando “existieran elementos probatorios que hicieran verosímiles los hechos denunciados y si la naturaleza y gravedad de los mismos tornare inadmisible la permanencia en el ejercicio de la función del denunciado”.

Si bien la renuncia y su aceptación por parte del gobernador Axel Kicillof fue formalizada este viernes en el Boletín Oficial, el inicio de la renuncia tiene fecha de febrero de 2021, y fue dispuesta luego de un proceso de consultas realizadas por el Ejecutivo a distintos organismo intervinientes.

Por ejemplo, el 2 de mayo pasado se expidió la Secretaría Permanente del Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados y Funcionarios de la provincia de Buenos Aires para dar cuenta que correspondía la aceptación de la renuncia teniendo en cuenta que ese organismo judicial todavía no había cumplido la etapa de admisión o no de la acusación para llevar adelante el jury.

Leer también:

En ese sentido, desde la Subsecretaría de Control Disciplinario repararon en la existencia de actuaciones disciplinarias administrativas contra el juez por lo que plantearon que “la causal de cese queda supeditada al resultado de la mencionada investigación”.

Dominoni había sido designado como titular del Juzgado de Familia N° 4 de Mar del Plata en diciembre de 2013 y en su renuncia adujo “motivos particulares”.

En el proceso de jury al magistrado se le imputó “incumplimiento de deberes inherentes a su cargo, actividades incompatibles con la dignidad y austeridad que el cargo judicial impone, acciones que implican defección de la buena conducta que exige el ejercicio de la magistratura y violencia laboral contra las y los trabajadores de la dependencia a su cargo”.

El expediente  fue iniciado en noviembre de 2019 a partir de la presentación efectuada por la AJB a la Secretaría de Personal, que dio lugar a la intervención de la Dirección de Resolución de Conflictos y posteriormente a la Subsecretaría de Control Disciplinario –todos organismos de la Suprema Corte de Justicia-, lo que derivó en la instrucción de un sumario a partir del cual el Procurador General Julio Conte Grand promovió el jury del magistrado “por no resultar idóneo para ejercer la magistratura”.

Según plantearon en su momento desde la AJB, las conductas violentas descriptas por la Procuración consistieron en “sobrecargar de tareas al personal, amenazar a integrantes del juzgado con perder su trabajo, no dirigirles la palabra deliberadamente, dar portazos en la cara de parte del personal, arrojar expedientes al suelo, establecer una división y asignación inequitativa de tareas con criterios discriminatorios por cuestiones de género, descalificar al personal en presencia de otras personas, obstaculizar la concesión o goce de licencias, enviar a una funcionaria a lavar el piso de la mesa de entradas y obstaculizar la tarea de una perito, entre otras”.

En ese marco, sostuvieron, entre 2016 y 2020 ocho personas debieron trasladarse de dependencia, una de las cuales tuvo que requerir una licencia por violencia de género en el ámbito laboral. Además, de las personas enumeradas, siete fueron mujeres, entre funcionarias, peritos y empleadas administrativas.

Ver más: , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,


Comentarios